MENTE MUJER

Lactancia, un derecho a punto de desaparecer

Las Mujeres en México enfrentan tabúes, rechazos o críticas por amamantar en público, pero el mayor obstáculo es cuando regresan al trabajo

NACIONAL

·
1 hora después del nacimiento se recomienda dar la lactancia. Ilustración: Francisco Lagos

La lactancia siempre estuvo en mis planes. Estaba convencida de los innumerables beneficios tanto para las mamás, como para los bebés y la sociedad. Los primeros días fueron muy duros, entre el cansancio, el hospital y las visitas, no lograba tener un buen agarre.

“Fue doloroso, lloraba cada vez que la bebé comía, tenía exceso de leche y ductos tapados. Estaba agotada y aterrada de no lograr algo que pareciera tan natural”.

Así es como Francesca Romita Iturbe, Oficial de Responsabilidad Social Corporativa de UNICEF México, relató el nacimiento de su hijo y advierte que la lactancia no recae sólo “en la madre, también en las parejas, familiares, empleadores y sociedad en general”, añadió. 

La lactancia materna enfrenta un camino en México de discriminación o rechazo social por amamantar en público. Este derecho se ve mayor mente amenazado cuando las madres regresan al trabajo, las empresas no ofrecen el apoyo necesario, no tienen una sala de lactancia y los horarios no ayudan a la producción de este líquido vital.

Lactancia Materna Exclusiva

En entrevista para Mente Mujer, Romita aseguró que México ocupa el lugar más bajo en América Latina, y en el mundo, somos de los países que menos mujeres amamantan. Chiapas, está entre los estados con menor índice de lactancia, lo que indica que las poblaciones en mayor pobreza abandonan la actividad.

En 2018, la tasa de Lactancia Materna Exclusiva (LME) se ubicó en 28.6% a nivel nacional y 37.4% en zona rural, números muy bajos frente a otros países.

Para Patricia Zedillo, la recomendación de un doctor sobre alimentar a su hijo con leche en polvo fue la razón que la motivó a convertirse en educadora perinatal y a fundar el Centro de Maternidad Luperca, donde acompaña a las mujeres embarazadas en su proceso y refuerza la alimentación del menor con leche materna, una práctica que -dijo- la pandemia aminoró.

“Con la pandemia se ha violentado la lactancia materna por desinformación, porque a muchas mujeres les están diciendo que no pueden amamantar si les da COVID-19. Para que en México todas las mujeres estén vacunadas va a tomar mucho tiempo; entonces tenemos que buscar la protección en otros lados y la seguridad para los recién nacidos es la lactancia materna”, afirmó Zedillo.

Patricia aseguró que en el país no hay el suficiente apoyo a esta práctica y, se refleja en la ley, misma que en 2014 sancionaba a las madres que amamantaban públicamente. Una norma que fue modificada hace apenas tres meses.

Para los empleadores...

“Las mujeres no deberían elegir entre ser mamá y continuar con su vida laboral; en UNICEF hemos preparado un seminario para los empleadores, y el objetivo es implementar en los centros de trabajo políticas para prevenir la discriminación hacia las mujeres embarazadas y madres. En particular, durante el periodo de lactancia”, destacó Romita.

Agregó que hay que informar, involucrar y sensibilizar al personal directivo de cada empresa sobre la importancia y los beneficios de la lactancia materna y las necesidades de las madres, durante este periodo.

En tanto, el diputado federal de Morena, Marco Antonio Reyes Colín, presentó una iniciativa para que en el artículo 123 de la Constitución, se prolongue la duración del periodo de lactancia materna (de seis meses hasta dos años). 

En la actualidad, la Ley Federal del Trabajo establece dos periodos diarios, de media hora cada uno, tiempo insuficiente para la correcta nutrición que da cada madre.

Para tomar en cuenta... 

  • 1.4 millones de muertes, de niños menores de cinco años en el mundo, evita la lactancia: The Lancet (2008).
  • Amamantarlos durante la primera hora de nacimiento previene 22% de los fallecimientos neonatales.
  • La lactancia reduce drásticamente los decesos por infecciones respiratorias agudas y de diarrea.
  • Los bebés no necesitan ningún otro líquido aparte de la leche materna, durante los primeros seis meses.
  • La leche de fórmula no es un sustituto aceptable del líquido materno. Fuente: OMS
  • Sólo el 11% del 43% de las mujeres que trabajan en México, amamantaron por seis meses.

Para las empresas...

  • Los corporativos deben cumplir con la legislación sobre la licencia por maternidad y paternidad.
  • Desarrollar e implementar políticas para prevenir la discriminación hacia las embarazadas y madres.
  • Habilitar salas higiénicas y confortables para que las madres puedan extraer y almacenar su leche.
  • Sensibilizar a todo el personal, especialmente a los hombres, sobre la importancia de la lactancia materna.
  • Proporcionar información a las mujeres, con la finalidad de continuar con la lactancia materna.
  • Otorgar descansos pagados a las madres; el empleador no determina cuáles son los periodos adecuados.
  • Los tiempos para el reposo deben poder extenderse hasta el segundo año de vida del bebé.
  • Garantizar a las mujeres, en su lugar de trabajo, no haya discriminación ni peligros ambientales.

Números

  • 38% de la niñez de menos de seis meses reciben leche materna.
  • 2 años de edad, el cerebro se desarrolla por completo.
  • 1 hora después del nacimiento se recomienda dar la lactancia.

Los beneficios para los bebés

  • Prevención de una muerte prematura.
  • Reduce la obesidad, diabetes, leucemia, alergias y cáncer infantil.
  • Menor infección gastrointestinal y respiratoria.
  • Tienen al menos seis veces más posibilidad de sobrevivir durante los primeros meses de vida.

Para las mamás...

  • Ayuda a prevenir hemorragias.
  • Existen menos probabilidades de desarrollar cáncer ovárico o de mama.
  • Evita la aparición de diabetes, hipertensión arterial, anemia y osteoporosis.

Para el sector salud...

  • Genera ahorros económicos.
  • Menor atención médica para niños y sus madres.
  • Se reduce la carga de trabajo del personal de salud (consultas externas y hospitalización).

Para la población...

  • Disminución de mortalidad infantil.
  • Reduce el ausentismo escolar de los niños, y laboral de los padres.
  • Se deja de gastar más al no comprar fórmulas artificiales. Fuente: OMS

Por Engge Chavarría y Frida Valencia

avh