PAÍS

Por decreto, blindan obras del gobierno

La infraestructura ya es seguridad nacional. Ogliga a dependencias a dar todos los permisos

NACIONAL

·
Publican decreto para aprobar las licencias ‘necesarias’. Foto: Especial

El presidente Andrés Manuel López Obrador firmó un decreto para declarar de interés público y seguridad nacional todas las obras y proyectos del gobierno federal, con la finalidad de obligar a las dependencias a otorgar autorizaciones, permisos, dictámenes y licencias.

A través de un acuerdo, publicado ayer en el Diario Oficial de la Federación (DOF), el presidente López Obrador instruyó a todas las dependencias de la administración pública federal a otorgar autorizaciones a la presentación y obtención de los dictámenes, permisos o licencias necesarias para iniciar los proyectos y obras de infraestructura del gobierno federal.

La declaratoria de seguridad nacional de las obras y proyectos del gobierno significa que éstas no podrán ser frenadas por medio de amparos. Eso ocurrió, por ejemplo, con la construcción del Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles en Santa Lucía, Estado de México, que tuvo que ser declarado como un proyecto de seguridad nacional para frenar la ola de amparos que cayeron en contra del proyecto.

El acuerdo precisa que todas las dependencias deben otorgar las autorizaciones provisionales, y después definitivas, con la finalidad de garantizar la ejecución oportuna de las obras del gobierno federal, el beneficio social esperado y el ejercicio de los presupuestos autorizado 

"La autorización provisional será emitida en un plazo máximo de cinco días hábiles contados a partir de la presentación de la solicitud correspondiente. Transcurrido dicho plazo sin que se emita una autorización provisional expresa, se considerará resuelta en sentido positivo", indica.

Asimismo, la autorización provisional tendrá una vigencia de doce meses, contados a partir de su emisión, periodo en el cual se deberá obtener, conforme a las disposiciones aplicables, la autorización definitiva.

Entre las obras que se declaran de seguridad nacional e interés público se incluyen las de infraestructura de los sectores comunicaciones, telecomunicaciones, aduanero, fronterizo, hidráulico, hídrico, medio ambiente, turístico, salud, vías férreas, ferrocarriles en todas sus modalidades energético, puertos, aeropuertos y los que se consideren prioritarios o estratégicos para el desarrollo nacional.

En ese rubro se encuentran las principales obras insignia del gobierno federal, como el Tren Maya, la Refinería de Dos Bocas y el Tren Transístmico.

El acuerdo signado por el Ejecutivo Federal argumenta que México requiere infraestructura para fomentar su desarrollo de manera incluyente y acercar oportunidades a las regiones más rezagadas.

"Los proyectos regionales de infraestructura, desarrollo socioeconómico y turismo son importantes para incrementar la derrama económica del turismo, crear empleos, impulsar el desarrollo sostenible y proteger el medio ambiente", expone el acuerdo.

PAL