Hay cinco veces más militares fuera de los cuarteles que en 2013

Hay cinco veces más militares fuera de los cuarteles que en 2013
Hay cinco veces más militares fuera de los cuarteles que en 2013
Hay cinco veces más militares fuera de los cuarteles que en 2013
El promedio mensual de presencia castrense en los estados de la República aumentó 512 por ciento de 2013 a 2017, de acuerdo con un documento de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena). Durante el primer año de gobierno de Enrique Peña Nieto, el despliegue fue de 34 mil 529 efectivos, es decir, 2 mil 877 al mes en promedio, en contraste con 52 mil 807 elementos que fueron asignados en enero, febrero y marzo de este año (17 mil 602 mensuales).
Un documento generado por la Sedena, mediante solicitud de transparencia de un ciudadano, revela que la IV Región Militar –que integra a Tamaulipas, Nuevo León y San Luis Potosí– suma el mayor número de soldados en el país. En el primer trimestre de este año había seis mil 125, 510 al mes en promedio; sin embargo, ha bajado este número, pues se tenían desplegados nueve mil 888 elementos, 510 al mes, en 2013, cuando aún se resentían los estragos de la llamada guerra contra el narco iniciada por el ex presidente Felipe Calderón. “La guerra contra el narco era un elemento necesario en un momento en que la misma sociedad exigió a la autoridad que tomase acciones contundentes, en relación con las incidencias que había a lo largo del país donde el poder de los narcotraficantes había superado lo que la población podía tolerar”, mencionó el director del Observatorio Nacional Ciudadano, Francisco Rivas Rodríguez.
En la región con mayor presencia militar, destaca el estado de Tamaulipas, donde de acuerdo con el Sistema Nacional de Seguridad Pública, durante el último año del sexenio anterior, en 2012, los delitos de alto impacto –homicidio, extorsión, secuestro y robo de vehículo– tuvieron un “pico” con 10 mil 320 casos. A partir del incremento en la presencia militar, en 2013, disminuyeron este tipo de ilícitos a siete mil 135; para 2016 llegar hasta cinco mil 301. Sin embargo, el argumento de las autoridadades para el despliegue militar es la guerra contra los carteles de la droga, como causa de la violencia.
En la entidad, la guerra contra el narco no ha dado tregua. Tan sólo en lo que va del año se han emitido al menos 16 alertas rojas, principalmente por balaceras en Reynosa. Para Francisco Rivas el hecho de que exista una baja en los datos delictivo no significa que estos hayan disminuido; hay múltiples factores que influyen en el descenso de delitos de alto impacto, consideró. Afirmó que “sin la presencia del Ejército en el país difícilmente hoy tendríamos algunas entidades en condiciones tan siquiera aceptables en seguridad; sin embargo, no siempre la presencia de federales logra la disminución de delitos”. El documento, número de folio 7000043717 y fechado el 13 de abril de 2017, revela que Guerrero ocupa el segundo sitio con presencia militar, con seis mil 119 elementos este 2017 contra tres mil 605 de 2013 que, comparativamente equivalen a 373 efectivos por mes, contra aproximadamente 133 mensuales, lo que representa un incremento de 69.73 por ciento. En esta entidad también ha persistido la violencia. En 2007, señala el texto, en toda la República había 45 mil militares, año en el que el ex presidente Calderón inició la llamada “guerra contra el narco”.
  Por Frida Valencia 

Compartir