PEF 2021 y recuperación económica

En los ramos administrativos, resulta que en este año se han destinado máximos y mínimos históricos en la distribución sobre los distintos sectores en desarrollo de infraestructura

PEF 2021 y recuperación económica
David Carrillo Murillo/ Colaborador/ Opinión El Heraldo de México

En un análisis desde 2006 para conocer la dinámica en la asignación de recursos del Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF), se revelaron resultados que reflejan un alza en el gasto gubernamental con una distribución de recursos que ocasiona un desbalance para el desarrollo de infraestructura en el país.

El gasto neto anual previsto en el PEF 2021 ha crecido 314 por ciento desde 2006 (dos sexenios anteriores), a un ritmo que el Producto interno Bruto (PIB) difícilmente podrá alcanzar. Mientras que éste ha crecido en promedio 7.94 por ciento anual, el PIB lo ha hecho a únicamente en 1.47 por ciento anual.

Para 2006, se destinaron dos billones de pesos al PEF, mientras que en 2021 se destinaron 6.3 billones pesos. En este panorama, la administración del gobierno de la República, en lo que va del sexenio actual, cuenta con un presupuesto que ha crecido 3.8 por ciento, con un déficit previsto en el PEF que ha mostrado un crecimiento de 19.4 por ciento y que discrimina sectores fundamentales para el desarrollo continuo del país.

Con respecto a los ramos administrativos, resulta que en este año se han destinado máximos y mínimos históricos en la distribución sobre los distintos sectores en desarrollo de infraestructura. Cabe mencionar que el sector de Comunicaciones y Transportes ha perdido más de la mitad del presupuesto con 4.49 por ciento del total (el promedio es de 8.33 por ciento).

Educación, Salud y Marina se han mantenido en niveles promedio con 27.1, 11.6 y 2.8 por ciento respectivamente. Y los sectores que han ganado terreno en la repartición de recursos son Bienestar, con 15 por ciento; Defensa Nacional, con 9 por ciento; Energía, con 3.78 por ciento, y Turismo con 3.1 por ciento.

Es decir, los recursos que se han asignado para proyectos en Comunicaciones y Transportes se desarrollan por militares o el sector turismo. Y es importante repensar si la ingeniería en estos proyectos debe ser “civil” o militar. Al respecto, las empresas mexicanas son las que conocen los materiales, los accidentes geográficos, el nivel de sismología y las soluciones de ingeniería civil que funcionan para el desarrollo de infraestructura en nuestro país.

Los proyectos con mayor presupuesto en el PEF 2021 reflejan las declaraciones de la actual administración (sin tomar en cuenta los proyectos de Pemex y CFE). 

El Tren Maya recibe para el siguiente año 36 mil 287 millones de pesos (mdp); el Aeropuerto de Santa Lucía contará con 21 mil 314 mdp; el Tren México–Toluca tiene 7 mil mdp; los tres programas de conservación (carreteras y caminos rurales) suman 9 mil 683 mpd; el Complejo Cultural Bosque de Chapultepec recibe 3 mil 278 mdp; el equipamiento del Sistema Aeroportuario Metropolitano tiene asignados 3 mil 164 mdp; el Programa Nacional de Sustitución de Equipo Médico contará con 2 mil 273 mdp; al desarrollo del Puerto de Salina Cruz le autorizaron mil 847 mdp; a la Rehabilitación y modernización de las Estaciones de Compresión del Cenagas le otorgaron mil 431 mdp; al Proyecto Ecológico Lago de Texcoco se les destinaron mil 400 mdp; para el desarrollo de infraestructura ferroviaria sobre el Istmo de Tehuantepec se asignaron mil 384 mdp, la Presa derivadora de la Laguna muestra una autorización de mil 270 mdp; el Canal Centenario en Nayarit contará con mil 166 md; el Proyecto Baluarte-Presidio recibió mil 100 mdp y la Presa Libertad en Nuevo León reporta mil 75 mdp.

Con estas asignaciones se pretende revertir el efecto de la crisis económica causada principalmente por la pandemia del SARS-CoV-2, la cual ha contraído el Producto Interno Bruto en 8 por ciento para este año, de acuerdo con la última estimación de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público. Por ello, es fundamental que el gobierno de la República se apoye en el sector privado.

Los 68 proyectos de los Planes de infraestructura que ha anunciado el Gobierno con la iniciativa privada serán trascendentales para detonar el capital semilla limitado que presenta el PEF 2021. Este es el momento indicado para que la unión entre el sector público y privado detone el potencial económico mexicano que nos permita pensar en una recuperación económica acorde a las necesidades de nuestro país y al tamaño de nuestra economía.

Por ello, esperamos que el gobierno le asigne una cantidad importante de recursos a la preparación de estos proyectos, para que generen la mayor cantidad de empleos y una derrama económica considerable que permitan rescatar la economía mexicana del abismo en el que se encuentra actualmente.

David Carrillo Murillo
Vicepresidente de Enlace de la CNEC
@CNEC_Mexico


Compartir