Vivir sin riñones cambió mi vida, narra paciente con insuficiencia renal

María lleva 11 años bajo tratamiento de diálisis, luego de que su cuerpo rechazó un trasplante de riñón

La diabetes e hipertensión arterial son causa del 85% de todos los casos de enfermedad renal. FOTO: ESPECIAL
La diabetes e hipertensión arterial son causa del 85% de todos los casos de enfermedad renal. FOTO: ESPECIAL

María tenía 14 años cuando empezó a padecer dolores de cabeza intensos. Era tanta su molestia que sus padres se alertaron y la llevaron al médico. Tras algunos estudios detectaron que tenía la presión alta, así como la creatinina, situación que la convertía en una paciente con insuficiencia renal.

La vida de María cambió por completo cuando la diagnosticaron. Dejo de ir a la escuela porque empezaba a sentirse mal en todo momento y el estrés escolar no le ayudaba. Mi vida prácticamente se convirtió en puro hospital, dice esa joven quien hoy tiene 25 años.

Desde entonces inició una travesía para poder tener acceso a atención médica. Ella vive en el Estado de México y por su condición tuvo que trasladarse a la Ciudad de México para iniciar un tratamiento de diálisis en lo que esperaba la donación de un riñón.

Tras varios años de espera un familiar decidió donarle el riñón, en ese momento María se sintió aliviada, pues podría poner fin al desgastante tratamiento de hemodiálisis, ya que tres veces por semana debe acudir a realizarse ese tratamiento del que depende su vida.

El trasplante de riñón fue exitoso, sin embargo a los nueve meses el organismo de María rechazó el órgano. Me puse muy mal, baje de peso, me dio anemia, se me cayó el cabello, no comía…yo sentía que no sobreviviría.

Tuvo que regresar nuevamente a la hemodiálisis, por lo que tres veces por semana debe salir de su casa a las 06:00 horas para trasladarse hacia el Metro Tepalcates, de ahí tomar el Metrobús hasta Parque Lira y un taxi hacia el hospital donde recibe atención en Polanco.

Como María ya es mayor de edad no tiene servicio médico gratuito, por lo que debe pagar cuatro mil pesos al año para recibir atención en el Instituto Mexicano del Seguro Social, donde narra que la han tratado bien, dice que algunos médicos con muy amables, mientras que otros no lo son tanto, pero ella ha aprendido a sobrellevarlos.

Luego de 11 años con insuficiencia renal lleva su vida como si no tuviera nada, pues trata de llevar una vida normal haciendo cosas que le gustan, incluso se autoemplea vendiendo zapatos por catálogo.  Trato de no estar pensando en que estoy enferma.

La diabetes e hipertensión arterial son causa del 85% de todos los casos de enfermedad renal, por lo que al evitar estos padecimientos también es posible evitar la enfermedad renal, afirmó el doctor Ignacio Guerra Gallo, jefe del Área Innovación de la Coordinación de Donación y Trasplantes de Órganos, Tejidos y Células del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

En el marco del Día Mundial del Riñón, que se conmemora el segundo jueves de marzo, destacó que en las unidades médicas del Instituto se realizan más del 50 por ciento de los trasplantes renales del país. En 2018, dijo, en el IMSS se efectuaron 1,562 de los 3,048 procedimientos de este tipo hechos, lo que permite brindar una nueva oportunidad de vida a personas con insuficiencia renal.

Señaló que al 8 de marzo del presente año, ya se han efectuado 263 trasplantes de riñón y que no obstante el esfuerzo que realiza el Seguro Social y las instituciones de salud, la lista de espera para recibir este órgano supera las 15 mil personas.

El IMSS da a conocer que la enfermedad renal es progresiva y silenciosa, por lo que personas con diabetes, hipertensión y obesidad son más propensas a padecerlo, por lo que deben hacerse un chequeo anual de la función renal.

Para prevenir esta enfermedad se recomienda:

  • Hacer ejercicio
  • Controlar la glucosa en la sangre
  • Controlar la hipertensión arterial
  • Comer sanamente y mantener un peso adecuado
  • Hidratarse adecuadamente
  • No fumar
  • No automedicarse
  • Hacer pruebas de función renal  si se tiene diabetes, hipertensión y obesidad, al menos una vez al año

 

Redacción Digital El Heraldo de México

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
Piensa JovenSu protesta busca generar
cambios en el fútbol femenil del planeta. Foto: Especial

Lo que comenzó como un sueño