Millenials, más propensos a sufrir de depresión por uso de redes sociales

Este padecimiento puede provocar deseos de alejarnos de nuestra familia, amigos, trabajo, y escuela. Además causarnos ansiedad, pérdida del sueño, del apetito, y falta de interés o placer en realizar diferentes actividades.

Puede afectar a cualquier persona, de cualquier nivel económico y en cualquier edad. Las enfermedades mentales no discriminan. Foto Especial
Puede afectar a cualquier persona, de cualquier nivel económico y en cualquier edad. Las enfermedades mentales no discriminan. Foto Especial

La depresión clínica es una enfermedad grave y común que nos afecta física y mentalmente en nuestro modo de sentir y de pensar.

Puede provocar deseos de alejarnos de nuestra familia, amigos, trabajo, y escuela. Además causarnos ansiedad, pérdida del sueño, del apetito, y falta de interés o placer en realizar diferentes actividades.

Este padecimiento no es simplemente una angustia, es también una tristeza o melancolía permanente que puede provocar la pérdida del placer en la vida diaria, tensión en el trabajo y en las relaciones, agrava condiciones médicas e incluso puede llevarle al suicidio.

¿A QUIÉN AFECTA MÁS?

Puede afectar a cualquier persona, de cualquier nivel económico y en cualquier edad. Las enfermedades mentales no discriminan.

Sin embargo, nuevos estudios revelan que los millennials son más propensos a sufrir de esta enfermedad.

Pasar mucho tiempo en las redes sociales aumenta la sensación de soledad y causa depresión, según una nueva investigación publicada en Journal of Social and Clinical Psychology.

La causa principal de la depresión a la que nos empujan las redes es la una comparación subconsciente con la vida de los demás usuarios.

¿QUÉ FACTORES CONTRIBUYEN A LA DEPRESIÓN?

Las razones son muy variadas.

Algunas personas caen en depresión cuando experimentan un acontecimiento emotivo en sus vidas, por ejemplo, cuando perdemos el trabajo o terminamos una relación amorosa.

Sin embargo, algunos otros factores que pueden contribuir son:

  • Género: las mujeres sufren dos veces más de depresión que los hombres.
  • Antecedentes familiares: cuando algún miembro de su familia padece de depresión severa, hay el doble de posibilidades para adquirirla.
  • Uso de ciertas medicinas: algunos medicamentos con o sin receta médica pueden causar depresión clínica.
  • Enfermedades tales como Alzheimer, cáncer, diabetes, afecciones al corazón, desórdenes hormonales, mal de Parkinson o trombosis. Así como también otros trastornos mentales como la ansiedad y trastornos de la alimentación.
  • Alcohol o drogas, cuando se tiene problemas de consumo de alcohol y otras drogas se tiene mayor probabilidad de desarrollar una depresión mayor.

Ante este padecimiento, lo recomendable es asistir con el médico quién evaluará y diagnosticará al paciente, indicándole las formas y tratamientos para tratar la enfermedad.

 

Por REDACCIÓN EL HERALDO DE MÉXICO
jram

¿Te gustó este contenido?