¿Cómo saber si una vacante laboral es verdadera sin salir de casa?

Las empresas deben entregar información a sus candidatos que les permiten determinar si la vacante es apta para ellos o no

Varias empresas se aprovechan de las personas que buscan una manera de ganarse la vida. FOTO: Especial

Debido a la cuarentena, se estima que más de un millón de personas han perdido o perderán su empleo en el sector formal. Por esta razón, diversas compañías fantasma han lanzado puestos de trabajo que han resultado ser fraudulentos.

Estas supuestas vacantes suelen prometer salarios altos y jornadas reducidas. Esto ocasiona que quienes se encuentran desesperados por poder llevar el pan a la mesa se dejen engañar; sin embargo, hay formas de determinar si una oferta laboral es confiable o no.

¿Cómo saber si te quieren defraudar?

El primero de los filtros es determinar si el puesto ofrecido tiene un salario más alto al que hay en el mercado y si su jornada es razonable con éste.

Para esto basta buscar otros trabajos similares y compararlos como para darse una idea de lo que ofrece la compañía o si lo que se busca es engañar a la ciudadanía.

El segundo paso es que durante la llamada en la que se acordará la entrevista de trabajo, el reclutador está obligado a mencionar el nombre de la empresa y las funciones que se debe cumplir.

Además de esto, las personas deben confirmar que la dirección que se ofreció coincida con el de la marca. Otro filtro en este paso es determinar si la persona que está entrevistando cuenta con una cédula profesional en el siguiente portal en el que únicamente se deben depositar el nombre y el apellido de la persona para saber si se trata de un profesional o no: http://consultatucedula.mx/

Además de esto, se pueden buscar las redes sociales de la compañía y ver los comentarios que hacen los usuarios. En muchos casos, hay personas que ya fueron víctimas de un fraude y entran a estos espacios para quejarse de estas situaciones.

También puede hacerse una pesquisa similar en Google, en la cual basta con incluir el nombre de la empresa junto con palabras como fraude, falso, defraudadores entre otras para encontrar cualquier indicio de problemas.

Si los reclutadores citan a los candidatos en alguna calle o en el metro para llevarlos al lugar donde se hará la entrevista es sin duda un fraude, ya que no se puede llevara a cabo esa práctica.

A esto debe sumar que si el que el encargado de la entrevista o la empresa tienen perfiles en redes que se abrieron recientemente también hay posibilidad de que sus prácticas busquen engañar a la gente.

Si de antemano se pide a los solicitantes que acudan a una entrevista o capacitación que durará varias horas, lo más seguro es que se trate de un fraude, pues casi todas las compañías suelen establecer filtros antes de elegir a sus candidatos.

Por: Redacción Digital El Heraldo de México
GDM

Notas relacionadas

Hubo un error al cargar las notas.