RIPPLE CENTER

Inauguran Ripple Center, un centro de salud integrativa

Marili Leopol, Roxana Borgio y Majo Álvarez celebran la inauguración de Ripple Center

TENDENCIAS

·
Marili Leopol, Roxana Borgio y Majo Álvarez celebran la inauguración de Ripple Center. Foto: JDS Agencia

Con una meditación guiada y una barra de té y repostería vegana fue como Marili Leopol, Roxana Borgio y Majo Álvarez celebraron la inauguración de Ripple Center, una clínica de medicina integrativa natural.

“Nos gusta verlo como medicina de salud, no de enfermedad. Aquí los queremos enseñar a cómo estar sanos, porque nadie quiere estar enfermo” comentó Marili, pues en este centro tienen diversas técnicas como acupuntura y medicina tradicional, las cuales lo combinan con “estilo de vida” que está conformado por cambio de hábitos, alimentación, sueño, ejercicio, etc.

“Estamos muy enfocadas en el tratamiento de estilo de vida, que es enseñarle a los pacientes a que vengan no sólo cuando se sientan mal, sino a enseñarles este balance para que lo mantengan siempre y estén sanos”, dijo Rox.

Uno de los retos más grandes a los que se han enfrentado las fundadoras de Ripple Center es a la falta de información de la población mexicana en el tema: “No hay una cultura de estilo de vida aquí en México... entonces creo que muchas veces el reto más grande son las soluciones rápidas y nosotras sumergimos al paciente en un proceso paso a paso”, comentó Rox y es que,  uno de sus objetivos es enseñarle a los pacientes a que su proceso de curación lleva un tiempo: “El cuerpo también tiene sus ciclos y sus tiempos”.

La edad recomendada en la que se puede asistir a Ripple Center es a partir de los 14 o 16 años, además de que las fundadoras atienden a mujeres embarazadas, regulación hormonal y salud de la mujer, así como a personas con diversos padecimientos como cáncer.

Además, el centro también está enfocado en tratar a personas que no tienen una enfermedad como tal: “En ese aspecto en el que no hay diagnóstico o que la gente no está al cien, también ayudamos muchísimo”, dijo Marili.

La meta del centro es contribuir a que la gente asista con el fin de cuidar su salud: “Antiguamente en China, el doctor le cobraba a sus pacientes cuando se enfermaban, porque era como un error del doctor que no pudo mantener o leer el balance del paciente, entonces nosotros queremos hacer eso aquí, que la gente venga, a lo mejor una vez al mes y que no se esperen a sentir algún malestar”, agregó Rox.

Las personas pueden asistir a cualquier terapia desde los 14 o 16 años. Tienen diversas actividades como acupuntura, yoga, entre otras.

POR DANIELA ZABRANO
FOTOS: JDS AGENCIA

MAAZ