¿Necesitas redefinir tus propósitos de año nuevo? Estos tips te ayudarán a cumplir tus objetivos

La especialista en programación neurolingüística, Daniella Cano, nos comparte la metodología que nos llevará a cumplir los objetivos que definimos para este año

Cuántos de nosotros nos decimos: “el próximo año voy a lograr esto”, “ahora que llegue el año nuevo cambiaré esto”, “este año sí voy a lograr cualquier cosa”, y lo más seguro es que el 99% de las cosas que nos proponemos en el inicio de año no las logramos. Te has preguntado el ¿por qué?.

De acuerdo con Daniella Cano, Directora y Fundadora de Colormind, la razón es muy sencilla: No sabemos darle instrucciones a nuestro cerebro, pero ¿cómo hacerlo?, la especialista en programación neurolingüística explica que sucede.

“Tengo muchos alumnos que cuando les pregunto su definición de éxito responden rápidamente: ser feliz; si tu le dices a tu cerebro “quiero ser feliz”, tu cerebro no sabe cómo ser feliz, nuestra mente solamente reacciona a cosas que entiende y que puede seguir fácilmente, como por ejemplo una receta de cocina o unas instrucciones simples”, dice Cano, quien compartió los siguientes tips para enfocar y lograr nuestros objetivos: 

1) Definición clara de los objetivos

Primero debes saber qué quieres lograr, por ejemplo, si tu objetivo para este 2020 es ser más exitoso, ¿cómo vas a saber que eres más exitoso?, tienen que ser acciones específicas que puedas seguir y saber que quieres lograr. Por ejemplo, si me cambio de trabajo a algo que me guste más o a un puesto mejor, o que me dé más libertad de tiempo, entonces consideraré que soy más exitoso, por lo tanto habré cumplido mi objetivo.  

2) Segmentar tu objetivo en “pequeños objetivos”

Cuando no cumplimos los objetivos porque pusimos metas muy grandes nos desmotivamos y lo dejamos por completo, es por esto que siempre recomiendo hacer pedacitos de ese gran objetivo. Por ejemplo, si lo que quieres es cambiarte de trabajo, debes aplicar la metodología a la inversa, ¿qué tendría que pasar para que esto suceda? El primer micro-objetivo sería: actualizar mi currículum, el segundo micro-objetivo sería: hacer una lista de lo que estoy buscando en mi nuevo trabajo (sueldo, tiempo, responsabilidades etc), el tercer micro-objetivo sería: definir tu mercado, ver a qué empresas te gustaría aplicar, en qué empresas tienes contactos etc, y por último el cuarto micro-objetivo sería: aplicar a las vacantes.  

[nota_relacionada id=863521]

3) Asegurarnos que tenemos los recursos necesarios para cumplir los objetivos

Ya que tenemos muy claro cuál es nuestro objetivo y lo segmentamos en micro-objetivos, ahora necesitamos asegurarnos sí tenemos los recursos necesarios para lograrlo, y cuando hablo de recursos me refiero al tiempo, energía, habilidades, capacidades, hábitos. 

4) Tu lenguaje siempre debe estar en contexto positivo

Cada vez que nos pongamos un objetivo debemos asegurarnos de que esté en un contexto positivo, decir las cosas que queremos lograr en lugar de lo que no queremos lograr, por ejemplo, si queremos bajar de peso, el objetivo correctamente planteado sería quiero adelgazar 5 kilos, en lugar de decir no quiero estar gorda, otro ejemplo sería “quiero aprobar el examen” en lugar de “no quiero reprobar”, o “quiero ganar más dinero” en lugar de “no quiero ser pobre”, eso es súper importante porque nuestro cerebro procesa mejor la información que le estas dando y la puede seguir más fácilmente  

En conclusión, las personas más exitosas en el mundo utilizan esta metodología porque permite que tu cerebro sepa qué pasos tiene que seguir para lograr las cosas, tener claridad en qué necesitas aprender o qué recursos te hacen falta y saben utilizar las palabras y los recursos correctos para mantenerse siempre motivado a pesar de las dificultades, y de esta forma, lograr ser exitoso en lo que se proponen.

Por: Redacción Digital El Heraldo de México

dhfm


Compartir