Haz tu denuncia aquí

¿Cuál es la diferencia entre asteroide, cometa y meteorito? Te lo decimos

TENDENCIAS

·

En estos días en que nos enteramos de nuevos asteroides que podrían representar algún peligro para la Tierra, es muy fácil para quienes no dominamos el tema, generalizar los nombres de aquellos cuerpos interplanetarios que surcan el universo.

Por ello nos dimos a la tarea de averiguar en qué se diferencia un asteroide de un cometa y un meteorito, para que en futuras ocasiones recurramos de forma más precisa a su uso.

La Unión Astronómica Internacional y la Royal Astronomical Society son solo algunas de las instituciones que mejor definen cuáles son las respectivas características de estos cuerpos.

Meteorito

FOTO: NASA
FOTO: NASA

Cuando un meteoroide atraviesa la atmósfera de nuestro planeta se convierte en un meteoro y si éste logra llegar a la superficie de la Tierra sin desintegrarse por completo se le llama meteorito. 

Por ello un meteorito es todo aquel cuerpo físico proveniente del espacio, que no se ha desintegrado al entrar en la atmósfera de la Tierra, según la definición que asigna la NASA.

También conocidos como estrellas fugaces son más visibles desde la Tierra que los asteroides o cometas, también son los más pequeños pues su diámetro puede oscilar entre los 100 micrómetros y los 50 metros. 

Asteroide

FOTO: NASA
FOTO: NASA

La Royal Astronomical Society define un asteroide como un cuerpo rocoso que tiene un tamaño inferior al de un planeta y superior al de un “meteoroide”

Los asteroides orbitan comúnmente en el denominado cinturón de asteroides, ubicado entre Marte y Júpiter, y en su mayoría, son más grandes que los meteoritos y los cometas. 

Según su estructura puede ser carbonáceo o metálico: es una roca mayor a 50 metros que viaja en el espacio.

Cometas

FOTO: NASA
FOTO: NASA

Los cometas son cuerpos de la galaxia formados por hielo, rocas y otros compuestos, y su tamaño pueden oscilar entre un kilómetro y 50 kilómetros, según la definción de la Sociedad Astronómica de Argentina.

Los cometas se formaron durante el nacimiento de nuestro Sistema Solar, hace 4 mil 600 millones de años.

Los componentes de estos cuerpos se subliman una vez que se acercan al Sol, y el calor vaporiza el hielo que contienen, dejando un halo de polvo y gas, conocido como coma.

Cuando el cometa se acerca más al Sol, el viento solar deforma el coma, lo que da lugar a la aparición de su característica cola, misma que puede llegar a tener una longitud de varios millones de kilómetros. 

Por Redacción Digital El Heraldo de México

mypr