Haz tu denuncia aquí

El ritual de Francia que le dio suerte para ganar el Mundial

TENDENCIAS

·
Antes de iniciar el encuentro de octavos de final entre Francia y Argentina, Kylian Mbappé tocó el bigote de su compañero Adil Ramil para tener buenos resultados en el encuentro, esto fue copiado por Antoine Griezmann en el partido contra Uruguat y fue así como comenzó el nuevo ritual del equipo francés para ganar el Mundial. El bigote de Rami es el equivalente al beso que le daban en la calva Laurent Blanc a Fabien Barthez después del 1998. Tras ver la efectividad en los juegos del Mundial, Antoine Griezmann habló de esta superstición y comentó que les ha traído buena suerte, opinión que fue replicada por Adil Rami, quien aseguró que cinco o seis compañeros le han tocado el bigote. A pesar de que Adil Rami no jugó en el Mundial, su bigote se convirtió en uno de los protagonistas durante el torneo, ya que se ha convertido en el amuleto del equipo. Por Redacción Heraldo de México   https://twitter.com/equipedefrance/status/1016739736180883457