¿Duermes con el CELULAR bajo la almohada?, ten cuidado, podría ser PELIGROSO

El mal hábito de llevar al celular a la cama podría tener repercusiones graves

¿Duermes con el CELULAR bajo la almohada?, ten cuidado, podría ser PELIGROSO
Siempre es recomendable leer el instructivo de los celulares, para darle el uso adecuado. Foto: Especial

El celular se ha hecho tan indispensable en nuestras vidas que lo llevamos a todos lados, no importa si es la hora de la comida, al baño, mientras nos duchamos, hasta para dormir.

Si bien es cierto que el uso excesivo del celular puede causar trastornos del sueño, debido a que muchas veces las personas solemos revisar las redes sociales o conversar hasta altas horas de la noche, también se ha comprobado que dejar el teléfono en la cama o debajo de la almohada puede ser algo peligroso.

La mayoría de las personas que compramos un nuevo celular pocas veces leemos el instructivo, ya sea porque nos parece algo monótono o simplemente porque creemos que ya lo "sabemos todo". 

Pero en el mismo manual existe una advertencia de que dice que los teléfonos no deben ser sometidos a temperaturas extremas, ya sea calor o frío, de no seguirse esta recomendación algunos componentes dejarían de funcionar adecuadamente y provocarían una falla en el sistema del equipo.

Incluso, es probable que te hayas percatado de que en ocasiones mientras usas tu celular se sobrecalienta, lo que podría estar relacionado con el uso de más de una aplicación al mismo tiempo y que consume mucha energía. 

De igual forma, los celulares necesitan la ventilación adecuada, de lo contrario también podría presentar fallas. Si tomamos en cuenta que debajo de una almohada no circula el aire fresco, esto podría ocasionar que el teléfono se sobrecaliente y afectar a la batería, la cual podría llegar a explotar.

Quizá parezca un escenario poco probable, pero se han documentado casos en los que las personas han dejado conectado a la corriente eléctrica su celular, lo que ha provocado que se incendien. Por lo que es mejor prevenir que lamentar.

hmm


Compartir