Los estafadores del Turismo de Reuniones

Los gobernantes caen rendidos al encanto de los números de este sector y al poco tiempo se convierten en padres de “elefantes blancos”