Shared destiny

México y Estados Unidos tienen la relación más profunda y amplia del mundo, sin embargo, los dos países cometimos el grave error de descuidarla