De chiles en negada

Mi obsesión con los chiles en nogada tiene ya sus años. Honestamente no doy con el origen. Ni se comían en mi casa, ni éramos frecuentes visitantes de Puebla