Cautela en la iglesia

Contra su actitud virulenta de los últimos meses, la reacción de los jerarcas religiosos ante el atentado sufrido por la CEM, ha sido sumamente prudente