Entre el olvido, la memoria y Frank Underwood

Un verso de una canción de Joaquín Sabina reza lapidario: “Más vale que no tengamos que elegir entre el olvido y la memoria”. El cantautor andaluz planteó tal disyuntiva en 1994, año en que la telefonía móvil era sólo el privilegio de unos cuantos e internet un mito urbano con los modos de una profecía.

Todo era mejor antes de ti, Hannah Baker

Hola, soy Hannah. Hannah Baker. Así es. No ajustes el… cualesquier que sea el aparato en el que escuchas esto. Soy yo, en vivo y en estéreo. Debes saber que no haré una gira del regreso, tampoco bises y en esta ocasión no habrá complacencias. Ve por un bocadillo, ponte cómodo… porque estoy a punto de contarte la historia de mi vida. O, siendo más precisa, las razones de por qué terminó mi vida. Y si estás escuchando este casete es porque tú eres una de esas razones”.

Twitter: el ave sigue sin cantar

El 7 de noviembre de 2013, 70 millones de acciones, a un precio de 26 dólares cada una, marcaron la salida a la bolsa de Twitter, la red social con sede en San Francisco, California, que en ese momento contaba con 241 millones de usuarios. Con ánimo casi revanchista, la compañía fundada por Jack Dorsey, Evan Williams, Biz Stone y Noah Glass, eligió para cotizar a la bolsa de valores de Nueva York (NYSE) en lugar del Índice NASDAQ, donde habita Facebook, su rival natural.