Valdez vio de frente a homicidas

Los sicarios dejaron un mensaje de fuerza al asesinar al periodista, dicen

CUARTOSCURO
CUARTOSCURO

En el asesinato Javier Valdez no se quería fallar, los homicidas debían dejar un mensaje plasmado que evidenciara su fuerza. El periodista pudo ver a sus homicidas.

Para cumplir con su misión, tuvieron que acercarse a menos de un metro para tener la certeza de que se trataba del cofundador del semanario Ríodoce.

Javier no contaba con protección alguna a pesar de haber recibido amenazas para que no publicara una entrevista sobre del probable sucesor de Joaquín “El Chapo” Guzmán al frente del cártel del Pacifico, Dámaso López Núñez, “El Licenciado”.

De acuerdo con el dictamen pericial de balística de la PGR, el primer disparo lo recibió en el costado derecho de la zona abdominal, y la persona que lo atacó se le acercó y le pegó el arma para hacer la primera detonación.

Después vinieron más disparos hasta que cayera al suelo, y aunque no se sabe cuántos lo atacaron, se presume que se utilizaron dos armas, un calibre 9 milímetros y otra .380.

Hernán Dinorín Estrada, director de la Academia Internacional de Formación en Ciencias Forenses (AIFCF), señaló que el asesinato debía concretarse en movimientos breves y certeros, no podían fallar, por eso el acercamiento para dar el primer tiro en un lugar atípico y tres de forma simultánea en el costado lateral derecho.

“Cuando estamos en presencia de un homicidio en el cual se denota saña o intención absoluta de agresión, denotamos que socialmente deberá percibirse que además de privar de la vida a un ser humano por su calidad, personalidad o posición social, se busca demostrar fuerza, decisión y por supuesto menoscabar a manera de castigo ejemplar”, explicó.

La neuropsicóloga, Feggy Ostrosky, coincidió en que los sicarios pudieron acercarse a Valdez para estar convencidos de que era su objetivo y una vez tenida la certeza, rematarlo aun cuando ya se encontraba en el suelo.

Y es que a pesar de que ya estaba tendido, recibió más disparos.

“Los sicarios son gente que está contratada para matar, se acercan, están contratados para eso: ‘te remato’, el objetivo es acercarse para estar seguros y matarlo”, señaló.

La investigadora de la UNAM aseguró que los sicarios piensan que están haciendo un trabajo, cosifican su actividad y no tie-nen sentimiento de culpa.

En el momento del homicidio están llenos de adrenalina y sólo tienen en mente acabar con su objetivo, pues están pro-gramados para hacerlo, dijo.

Vidal Pérez Islas, director regional de la Zona Centro de la Coordinación General de Servicios Periciales de la Procuraduría General de la República (PGR), explicó que el cuerpo de Valdez presenta 13 lesiones.

“Jamás hemos establecido que sea una misma arma, lo que estamos estableciendo fue la dinámica de las lesiones.

“Vienen descritas 13 lesiones dentro de las cuales, ocho son entre entradas y cinco que fueron encontradas en el cuerpo de la víctima durante el proceso de necropsia”, explicó.

Por Diana Martínez

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
PaísTres partidos inflan cifras de militantes

Tres partidos inflan cifras de militantes