“Salvamos al IMSS de la quiebra”, asegura su director

El Instituto ahorró 14 mil millones gracias al modelo de compras consolidadas

Foto: Pablo Salazar
Foto: Pablo Salazar

El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) se salvó de la quiebra, afirma su director general, Mikel Arriola.

Al inicio de la administración del Presidente de la República, Enrique Peña Nieto, el principal reto fue salvar al IMSS, pues se le auguraban dos años de vida.

La quiebra era innegable, debido a que las reservas financieras se habían usado casi en su totalidad de 2008 a 2012.

Sin embargo, en los últimos cuatro años se ahorraron 14 mil 300 millones de pesos –equivalente a la mitad de inversión para la adquisición anual de medicinas–, gracias a las compras consolidadas que ahora realizan.

En entrevista con El Heraldo de México, Arriola reconoció que no fue fácil, pues se enfrentaban la resistencia de proveedores.

 

Para los mexicanos fue un anuncio de alto impacto que, por primera vez desde hace muchos años, el IMSS dijo que estaba en etapa de saneamiento financiero. ¿En qué consistió?

-El primer paso fue la llegada del Presidente Peña Nieto, a finales de 2012. Había un diagnóstico de quiebra técnica, derivado de que las reservas financieras se usaron casi totalmente de 2008 a 2012 —60 mil millones de pesos, aproximadamente—, lo cual implicaba que en 2013-14 se iban a terminar.

Si no se hacía una reestructura de fondo respecto del ingreso y el gasto se iban a reducir servicios a partir de 2014. El primer elemento fue la Compra Consolidada. También generar adquisiciones más inteligentes.

Ahorramos 3 mil millones de pesos al año con mejores compras y licitaciones que promuevan la competencia, la entrada de nuevos actores a la proveeduría y, desde luego, garantizan la provisión del servicio.

Con estas medidas, actualmente el IMSS gasta 12 mil millones de pesos menos al año y presta 10 por ciento más de servicios.

El que era percibido como un organismo quebrado –que lo estaba-, después del último informe al Congreso se ve como un organismo que mejoró su situación e incrementó su ingreso, en un promedio de cinco por ciento anual, hablando en términos reales.

Ahora vemos suficiencia hasta 2020. Si mantenemos este equilibrio financiero, de aquí a los próximos 18 años, podríamos hablar de que el IMSS está salvado.

-En el contexto reciente de la administración pública del Presidente Peña Nieto se han dado algunos señalamientos de opacidad, falta de transparencia y corrupción, que han afectado incluso la imagen presidencial. ¿Cómo está el IMSS?

-Lo que se ha hecho con la Compra Consolidada es ejemplificar cómo se tiene que hacer una compra pública. En 2012, con los mismos ingresos de 2016-17 comprobamos 20 por ciento menos volumen.

La transparencia es central en todo lo que adquirimos, porque en un día ordinario,el IMSS ejerce en nómina y en compra de insumos mil 200 millones de pesos.

Lo que hemos imple- mentado son compras transparentes, asociadas a revisiones, no solamente legales del Órgano Interno de Control, hemos incorporado a Transparencia Mexicana, a la OCDE, hemos incluido a testigos sociales como lo demanda la ley; y hemos te- nido mucha resistencia de la proveeduría.

– Entrando de lleno al tema del quinto informe de Gobierno, medios y columnistas han hablado de un Estado fallido, e incluso mencionan que el Presidente tiene el ánimo muy bajo. ¿Cómo lo percibe usted?

-Hablar de Estado fallido me parece que es más un diagnóstico que quiere engañar a los demás, porque si hay una muestra de vigor, de acción política y de acción gubernamental, es en la administración del Presidente Peña Nieto.

Se puede empezar por la historia reciente de reforma estructural. Habían pasado muchos años desde que no había.

Yo creo que desde el año 1997 no se había dado una reforma estructural y ahora, en su administración, se da, sin mayoría en el Congreso.

Ya en el primer semestre de 2017 podemos ver resultados centrales, en tarifas de telecomunicaciones, en inversión en el sector eléctrico, en el sector energético. ¿Dónde está el Estado fallido con 2.9 millones de nuevos empleos, la generación más grande en un periodo de casi cinco años que se ha dado en las últimas administraciones?

 

Por José Luis Camacho Acevedo

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
País Líderes magisteriales se reunieron en
privado con el presidente López Obrador. FOTO: ESPECIAL

SNTE le toma la palabra a AMLO