Restringen pesca en el alto Golfo; protegen a la vaquita marina

Pescadores de BC no han podido trabajar porque el gobierno se los prohibió por protección de especies

Los pescadores llevan
meses sin trabajar.
Los pescadores llevan meses sin trabajar.

Desde hace un mes, dos mil 500 familias de pescadores de San Felipe, Baja California, y del Golfo de Santa Clara, en Sonora, sobreviven sin dinero.

Tienen prohibido salir al mar como medida para proteger a la vaquita marina y el dinero que el gobierno federal destinaba mensualmente como compensación económica a cambio de esta prohibición aún desconocen si llegará a finales de este mes.

Estamos en el limbo, no sabemos qué va a pasar. La situación es tan grave que se tardaron en pagarnos el mes de agosto, reclamó Alonso García, presidente de la Federación de Sociedades Cooperativas de Productores Pesqueros Ribereños de San Felipe.

Desde hace tres años y medio tienen prohibido pescar, aunque -según Alonso García- entre el 80 y 90 por ciento de la población vive de esa actividad. El resto de los habitantes se dedican al turismo.

En 2015 firmaron un acuerdo con el gobierno federal, a través de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), en el que se comprometían a dejar de pescar por dos años y como compensación recibirían mensualmente un apoyo monetario para ambas comunidades por 22 millones de pesos.

 

Alonso García recuerda que en abril de 2015 el presidente Enrique Peña Nieto acudió a San Felipe a anunciar el programa que tenía como fecha límite el mes de abril de 2017, incluso, el gobierno federal se había comprometido en implementar programas de empleo temporal a fin de generar nuevos modelos de vida en la zona, esto último jamás llegó.

Ahorita ganamos más pescando que con ese apoyo. Lo que nosotros queremos es pescar, el problema es que nunca nos han defendido como pescadores mexicanos, siempre (el gobierno federal) ha defendido los intereses de los ecologistas extranjeros, reprocha García.

El panorama es poco alentador pues, además de no poder pescar, la Semarnat publicó en el Diario Oficial de la Federación, en junio del año pasado, un acuerdo en el que restringen el arte de pesca con la red suripera, una técnica que desconocen en la región.

Los pescadores han solicitado que les permitan probar y demostrar que con ligeras modificaciones y el uso de tecnología, las redes no dañan el ecosistema ni las especies protegidas del Alto Golfo de California, incluso proponen que observadores internacionales acudan con ellos a pescar, a fin de corroborar que no son ellos los que han provocado la extinción de la vaquita marina.

Desde el mes pasado un grupo de pescadores se ha dado a la tarea de buscar en la Ciudad de México a representantes del gobierno federal, principalmente al titular de la Semarnat, quien hasta el momento no los ha recibido.

El fin de semana el presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, aseguró que la pesca en el Mar de Cortés no será prohibida durante su administración como medida para proteger especies como la vaquita marina, incluso explicó que el decreto de prohibición de la pesca en la zona estuvo a punto de ser publicado por el presidente Peña Nieto.

En el caso de la pesca vamos a atender la demanda de que no haya prohibición, porque la gente tiene que comer, tiene que vivir de la actividad pesquera, nada más que nos vamos a poner de acuerdo para hacer pesca responsable, no dedicarnos a actividades depredadoras, tenemos que cuidar los recursos naturales, dijo López Obrador ante simpatizantes en Guaymas, Sonora.

POR RICARDO ORTIZ

¿Te gustó este contenido?