Pide AMLO amnistía a indígenas y adictos

La Presidencia envió la medida de beneficio para reos de delitos menores

Liberará a consumidores detenidos hasta con dos tantos la dosis máxima de consumo inmediato. Foto: Especial
Liberará a consumidores detenidos hasta con dos tantos la dosis máxima de consumo inmediato. Foto: Especial

La Cámara de Diputados recibió la iniciativa del presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, para una ley de amnistía que daría libertad a aquellos reos por delitos menores y sin daños personales.

Esta ley beneficiará a aquellos presos por delitos contra la salud, consumidores acusados de narcomenudeo que por pobreza o bajo amenaza se vieron obligados a participar en hechos ilícitos, o bien, a sentenciados por robo simple sin violencia. 

La propuesta favorecería a mujeres criminalizadas por realizarse un aborto y los médicos o parteras que participaron;  a personas indígenas que no tuvieron oportunidad de una adecuada defensa, y a presos políticos o de conciencia.

El Ejecutivo federal integrará una Comisión que dará seguimiento y vigilará la aplicación de la Ley de Amnistía, y podrá solicitar su beneficio en casos que lo ameriten.

Además, la Fiscalía General de la República  podrá solicitar, a petición de la persona interesada o de oficio, la extinción de la acción persecutoria.

Las solicitudes podrán ser presentadas por los familiares directos del interesado o por organismos públicos defensores de derechos humanos.

El documento precisó que la liberación procederá bajo ciertas condiciones: que no se trate de reincidentes; que su sentencia no sea por homicidio, lesiones o secuestro; que no hayan utilizado armas de fuego, o bien, que no se trate de delitos graves relacionados en el artículo 19 constitucional. 

A su vez, el coordinador de los diputados de Morena, Mario Delgado Carrillo aclaró que el indulto y la amnistía son distintos pero comparten el fin de conceder la libertad y ofrecer la oportunidad de la reinserción social.

El líder legislativo morenista recordó que el 16 de septiembre de 1810, antes del Grito de Independencia, Miguel Hidalgo liberó de la cárcel de la congregación de Dolores a presos políticos del régimen virreinal y a gente del pueblo, cuya pobreza o ignorancia era la causa común de su presidio. 

Hoy, comentó, los gobiernos de algunos estados tienen la tradición de indultar a presos de culpabilidad dudosa, causaron daños menores, así como a los que observan buen comportamiento o bien a quienes tuvieron un juicio injusto.

Como expresión concreta del compromiso de aliviar las injusticias que padece el pueblo de México, afirmó.

Por Elena Soto

edp

¿Te gustó este contenido?