“Ni todos juntos me ganarán”

Andrés Manuel López Obrador dijo que ni una alianza de última hora entre sus rivales será suficiente

FOTO: SAÚL LÓPEZ /CUARTOSCURO.COM
FOTO: SAÚL LÓPEZ /CUARTOSCURO.COM

Andrés Manuel López Obrador afirmó que su triunfo el 1 de julio será tan contundente que ni una alianza de último momento entre los candidatos PRI, PAN y los independientes, podría arrebatarle la Presidencia de México.

 

“Andan hablando de que se van a unir, pues que hagan su trabajo, que se unan, ya nosotros tenemos preparado todo para que no nos ganen ni unidos”, dijo.

 

A diferencia de las dos últimas elecciones, López Obrador aseguró que en esta ocasión su equipo de campaña cuenta con la organización suficiente para defender los votos y aunque tres de los otros cuatro candidatos declinaran por un sólo competidor, no les alcanzaría para ganar la elección.

FOTO: SAÚL LÓPEZ /CUARTOSCURO.COM

En la explanada de la delegación Milpa Alta, las más rural de la Ciudad de México, anticipó que una posible alianza provocaría el enojo de la gente y sus votos serían capitalizados por su movimiento político.

 

“En el caso que declinaran tres (candidatos) por uno, los que votarían por ellos, no todos, les harían caso. Más de la mitad que ahora los apoya (votaría por él)”, reiteró.

 

Acompañado de la candidata a la jefatura capitalina, Claudia Sheinbaum Pardo; del aspirante al Senado, Martí Batres Guadarrama; del medallista olímpico, Bernardo Segura, y del actor Carlos Bonavides, el tabasqueño consideró que hasta el momento la pelea entre priistas y panistas es irreconocible, pues a estas alturas del proceso electoral debieron ponerse de acuerdo, y remató su comentario con la frase: “y nosotros qué culpa tenemos”.

 

Al retomar su campaña por la ciudad que gobernó y a unas horas del primer debate presidencial, López Obrador se mostró sereno y dio a conocer que este sábado, mientras los demás candidatos ensayarán para su encuentro que se proyectará a nivel nacional, él intercambiará estampas de futbol del Mundial Rusia 2018 con su hijo menor, Jesús Ernesto.

FOTO: SAÚL LÓPEZ /CUARTOSCURO.COM

Iincluso se quejó que los sobres con las estampillas del álbum Panini están caros y en ellos salen muchas de las imágenes repetidas.

 

“Estoy tranquilo, muy sereno. No voy a practicar, ahorita estoy ayudándole a Jesús porque tengo mis ahorritos, me voy a comprar unas estampitas del álbum del Mundial. Mañana (este sábado) voy a intercambiar las que estén repetidas”, bromeó y sacó de su cartera un billete de 200 pesos.

 

López Obrador agregó que todos los días ensaya durante los mítines que encabeza, por lo que no es necesario ir este sábado a Palacio de Minería, a reconocer el lugar del debate.

 

Respecto a la avioneta que utilizó para trasladarse en Sonora, el candidato ironizó:

 

“No se miden con esto, no se atreven a subirse en ella. Esa avioneta no la tiene ni Trump.

 

En Xochimilco, el tabasqueño dijo que, de ganar, pedirá a los gobiernos estatales que no suban el predial y el agua.

 

POR CARLOS NAVARRO

 

 

 

 

 

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
País“Buscamos jubilar al PRI y reducir al PAN”

“Buscamos jubilar al PRI y reducir al PAN”