Historias de Sismo: Ámsterdam 25, una tragedia que pudo evitarse

En lugar de derrumbar el edificio en Ámsterdam 25, concedieron permisos para que los dueños lo remodelaran y lo volvieran a rentar

FOTO NOTIMEX
FOTO NOTIMEX

Por 29 años un edificio de apartamentos de la Condesa permaneció en total abandono. Los daños causados por el temblor de 1985 lo habían vuelto inhabitable, e incluso representaba un peligro para las viviendas contiguas.

Por varios años los vecinos pidieron a las autoridades delegacionales que demolieran el inmueble de cuatro pisos ubicado en el número 25 de la calle Ámsterdam. Pero en lugar de derrumbarlo concedieron permisos para que los dueños lo remodelaran y lo volvieran a rentar.

Por más de una década albergó a varias familias y la planta baja fue utilizada como un bazar de antigüedades. Pero el temblor del pasado 8 de septiembre dio un aviso de riesgo, pues se ladeó varios centímetros hasta apoyarse con el edificio de aun lado. La advertencia no fue suficientemente clara.

Escuchan a costureras en los escombros de Bolívar con micrófonos

El edificio se derribó instantes después del sismo del pasado martes, dejando atrapadas a tres residentes de los apartamentos: una mujer, un niño y un hombre adulto, de acuerdo con los vecinos que presenciaron el derrumbe tan anticipado.

Es una tragedia que se pudo prevenir dijo Beatriz Zaruz, vecina del inmueble y ahora víctima de derrumbe, pues el colapso dañó su apartamento, al punto en que tuvo que ser desalojada.

Otra vecina afectada, Erika Isais, responsabiliza a los propietarios del inmueble por su negligencia, pero también a las autoridades por expedirle permisos de construcción y permitirle que el edificio fuera habitado después de estar abandonado por tantos años.

Si alguien llega a morir, y esperemos que no suceda, todos ellos son responsables.

 

Desde el martes el Ejército Mexicano comenzó las labores de rescate de las tres personas, pero hasta la noche del jueves aún no habían sido ubicados entre las pilas de escombros.

Por Luis Alonso Pérez

¿Te gustó este contenido?