Se entrega menor acusado de violación colectiva a niña en Brasil

La menor sólo fue interrogada por la Policía el lunes en un hospital.
La menor sólo fue interrogada por la Policía el lunes en un hospital.
Netlog

Uno de los cinco acusados de haber participado el mes pasado en la violación colectiva de una niña de 12 años en Río de Janeiro y de haber divulgado imágenes del crimen en las redes sociales se entregó en una comisaría de Policía.

El acusado, igualmente menor de edad, acudió a la comisaría acompañado por su madre, quien admitió que teme que su hijo sufra represalias de la banda de narcotraficantes que controla la favela de Río de Janeiro en que se registró la violación, ante una posible incursión de la Policía.

Se trata de una presentación importante porque ese joven tuvo total participación en el crimen. Esa madre fue muy responsable en llevar a su hijo para que declarara sobre el caso, afirmó la comisaria Juliana Emerique, jefe de la Comisaría de la Infancia y la Adolescencia Víctima y que comanda la investigación.

El adolescente se presentó en una comisaría del centro de Río de Janeiro, en donde inmediatamente fue detenido, luego de que la Policía divulgara que ya había identificado a los cinco acusados que aparecen en las imágenes divulgadas en las redes sociales, tres de los cuales son menores de edad.

El crimen ocurrió hace tres semanas en una favela de la Baixada Fluminense, una región de altos índices de pobreza y de violencia en los suburbios de Río de Janeiro y en cuyas barriadas operan bandas de narcotraficantes.

El crimen sólo fue denunciado el viernes pasado por la tía de la menor, que acudió a la Comisaría para la Infancia para avisar que su sobrina es la víctima de violación que aparece en las imágenes.

En el video de cerca de un minuto de duración cuatro jóvenes aparecen desnudos cercando a la víctima, que intenta esconder la cara y que llega a quejarse de dolor al ser sometida por uno de los agresores mientras que otro le pide a los gritos que mantenga silencio para que nadie pueda identificarla por la voz. El quinto acusado fue quien grabó las imágenes.

La menor sólo fue interrogada por la Policía el lunes en un hospital y, tras relatar lo ocurrido, fue incluida en un Programa de Protección de Menores Amenazados de Muerte que le permitirá sigilo total.

La víctima, según la Policía, relató que los agresores, que conocía de la favela en que reside, la mantuvieron encerrada por cerca de una hora en una habitación de una vivienda en la que se realizaba una fiesta.

Según Emerique, los responsables serán investigados no sólo por el crimen de violación de una vulnerable, para el que se prevén penas de hasta 15 años, sino también por haber filmado y divulgado las imágenes, penado con hasta 8 años de prisión.

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso