Meditación fue la clave

Los menores rescatados están estables; al ser evacuados se les aplicó un tranquilizante

Foto: AFP
Foto: AFP

BANGKOK. La televisión emitió ayer en Tailandia las primeras imágenes en el hospital de los rescatados del interior de una cueva del norte del país, en la que se pasaron más de dos semanas atrapados en una cueva.

La grabación muestra a los muchachos sentados en camillas y con máscaras en las caras, alguno haciendo el símbolo de la victoria con las manos.

Los médicos los tienen en cuarentena mientras recuperan sus sistemas inmunológicos, tras 17 días de cautiverio.

Todos se recuperan con normalidad y su vida no corre peligro, a pesar de que han perdido dos kilos de peso cada uno durante los días que permanecieron en la gruta, de los cuales nueve no comieron.

Finalmente, los padres de los menores pudieron ver a sus hijos a través de un cristal, lo que significó una reunión, o algo así.

 

 

Los 12 estudiantes, de entre 11 y 16 años, y el entrenador de futbol, de 26, se internaron en la cueva Tham Luang, al norte de la provincia de Chiang Rai, durante una excursión el pasado sábado 23 de junio tras completar un entrenamiento de futbol cuando una súbita tormenta inundó el camino hacia la salida.

Durante su cautiverio, el entrenador de los niños les hizo cavar un túnel para mantenerse calientes y les enseñó técnicas de meditación para que gastaran menos oxígeno, relató el almirante de la Marina tailandesa Arpakorn Yuukongkaew.

Por su parte, Derek Anderson, de 32 años, especialista en rescates de la Fuerza Aérea de EU asignado en Okinawa, Japón, dijo que los niños fueron increíblemente fuertes.

Lo que es realmente importante es que el entrenador y los chicos se unieron y hablaron sobre la necesidad de ser fuertes, tener la voluntad de vivir y tener la voluntad de sobrevivir, dijo.

Algunos de los niños estaban adormecidos por el efecto de un suave sedante cuando los socorristas los sacaron en camilla de la cueva.

El jefe de la junta que dirige Tailandia, Prayut Chan-O-Cha, afirmó que los socorristas habían dado un tranquilizante ligero a los niños para evitar que entraran en pánico.

En tanto, la liga española de futbol anunció que invitó a los niños y a su entrenador a un partido del campeonato nacional para conocer a sus héroes una vez recuperados. Nos gustaría alojarlos y compartir con ellos la alegría del futbol, dijo el presidente de la Liga, Javier Tebas.

El complejo de cuevas en Tailandia en el que los niños y su entrenador permanecieron atrapados antes de ser sacados a salvo mediante un intrincado operativo que incluyó a buzos internacionales se convertirá en un museo para exhibir el rescate, dijo el jefe de la misión.

Esta área se convertirá en un museo vivo, para mostrar cómo se desarrolló la operación, dijo el jefe de la misión de rescate, Narongsak Osotthanakorn.
Se establecerá una base de datos interactiva, indicó. Se convertirá en otra gran atracción para Tailandia, agregó el jefe de la misión exitosa.

EFE, AFP, AP Y REUTERS

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
OrbeFOTO: Reuters

Cacería de líderes sociales