Incendios, gran reto para ONU

Desde el ártico hasta la Amazonia se registraron más fuegos que provocaron un impacto ambiental

AMAZONIA. En esta temporada; los incendios
en ese pulmón del mundo se expandieron. Foto: AP
AMAZONIA. En esta temporada; los incendios en ese pulmón del mundo se expandieron. Foto: AP

El incremento de incendios en diferentes regiones como la Amazonia, el Ártico, África, Siberia, Portugal y España ha provocado una alerta mundial.

Los gobiernos de 60 países se reúnen hoy en Nueva York en la Cumbre sobre la Acción Climática para abordar el calentamiento global y la realidad actual, entre los que destaca el aumento de los incendios forestales en lo que va del año.

El verano de 2019 vio incendios sin precedentes en el Ártico que tan sólo en junio emitieron 50 megatoneladas de carbono a la atmósfera. Esto es más que todos los fuegos juntos en esa región de 2010 a 2018. También hubo múltiples incendios en la selva tropical de la Amazonía en particular en agosto.

Unos 131 mil 600 incendios desde enero a la fecha se han registrado en el mundo pero, Brasil –que alberga 60% de la Amazonia (unos de los pulmones del mundo)– no había tenido tantos fuegos desde hace siete años, de acuerdo con datos satelitales del Instituto de Investigaciones Espaciales (INPE).

En Sudamérica, la Amazonia es un ejemplo de incendios que se prenden con el objetivo de liberar tierras que se usan para cultivos o ganadería.

El fuego ha arrasado desde julio, unos 2.5 millones de hectáreas de los bosque siberianos, mientras que en Alaska la quema ha consumido a más de un millón de hectáreas de tundra y bosques nevosos, de acuerdo con The New York Times.

La Organización Meteorológica Mundial (OMM) confirmó que los incendios no solo están confinados a Brasil y partes de Perú, Bolivia y Paraguay, sino que también se están viendo fuegos generalizados en zonas tropicales de África, Angola y en varias partes de Europa.

La ONU convocó la Cumbre sobre la Acción Climática, que busca fomentar medidas para luchar contra ese fenómeno y pedir a los países que cumplan los compromisos que hicieron para reducir el calentamiento como parte del Acuerdo de París firmado en 2015.

Cabe destacar que los incendios forestares se categorizan por diferentes cuestiones: geográficas, políticas, económicas y climatológicas; éstas pueden presentar una mezcla de causas.

Por ejemplo, el Ártico se está calentando dos veces más rápido que el resto del planeta, presentó a mediados de este año incendios forestales en toda la región, incluyendo Alaska, Groenlandia y Siberia, en lugares que no solían incendiarse. Anchorage alcanzó la temperatura histórica de 32 grados Celsius, el 4 de julio, cuando la temperatura promedio para esa fecha es de 23 grados.

Drinkwater, jefe de la División de Ciencias de la Tierra y de la Misión de la Agencia Espacial Europea, informó que las ganancias de hielo marino fueron mayores durante el invierno 2018-2019 que años anteriores, por lo que podría compensar las pérdidas de este verano.

La ONG Fundación Amigos de la Naturaleza dijo que incendios en Bolivia arrasaron desde agosto con 4.1 millones de hectáreas de bosque y pastizales.

Mientras, que en África central varias extensiones continúan en llamas, de acuerdo con la NASA es la región con mayor número de incendios, hasta agosto del presente año se tenían contabilizados alrededor de 10 mil incendios solamente en Angola y Congo. La mayor parte de los incendios de esta zona ocurren cada año y al igual que Brasil, responde a técnicas agrícolas y pastorales.

Y en Europa, en lo que va del año la deforestación ha quemado más de 56 mil 500 hectáreas en España, cuatro veces más que en 2018, cuando ardieron unos 12 mil 955 hectáreas.

 

POR SAYURI LÓPEZ

abr

¿Te gustó este contenido?