¿Y la inconformidad de Mota-Engil?

Sin duda, hay que apretar el paso, pues esta licitación debió estar lista el 12 cae junio de 2017 para terminar en tiempo y forma

¿Y la inconformidad de Mota-Engil?

Una vuelta a la página le han dado al reclamo de la constructora portuguesa Mota-Engil. La Secretaría de la Función Pública, que dirige Arely Gómez desechó el recurso de inconformidad en contra de e Grupo Aeroportuario de la Ciudad de México (GACM) que dirige Federico Patiño por haber declarado desierta la licitación  para construir el Centro de Transporte Intermodal del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (NAICM).

Nos cuentan que el 22 de febrero, el Órgano Interno de Control de GACM notificó a la subdirección de Procesos de Licitación del mismo grupo de la resolución definitiva de la SFP  sobre la inconformidad.

Después de haber sido desechada, el proceso de adjudicación del Centro de Transporte Intermodal del Nuevo Aeropuerto continúo aunque ya registra su segundo retraso del fallo.

Mota-Engil alega que Grupo Aeroportuario de la Ciudad de México violó lo establecido a las leyes de México. Vaya incumplió con el marco legal del proceso de licitación, pues únicamente desechó la propuesta por presuntamente rebasar el techo presupuestal, cuando nunca se informó del techo del monto y tampoco evaluó la propuesta en su conjunto.

Recordemos que la obra consiste en un edificio de transición entre el edificio terminal y los servicios de transporte público para los usuarios.

GACM lanzó una nueva licitación el  21 de diciembre de 2017, es la misma que semanas antes declaró desierta. Ahora la presentación de propuestas técnicas y económicas para dicha adjudicación serán el próximo 15 de marzo, Mota-Engil volvió a levantar la mano y también está ICA, Promotora y Desarrolladora Mexicana, Operadora Cicsa, OHL, entre otras.

Sin duda, hay que apretar el paso, pues esta licitación debió estar lista el 12 cae junio de 2017 para terminar en tiempo y forma.

EN CAPUFE PIERDEN ANTIGÜEDAD 

El sindicato de trabajadores de Caminos y Puentes Federales (Capufe) tiene entre la espada y la pared a Banobras de Alfredo Vara Alonso, debido a que el gremio acusó que los contratos que se están firmando con la empresa Omega Construcciones, la cual dará mantenimiento y operará tramos carreteros de la Ciudad de México a Tuxpan, no son duraderos.

Esta es la principal razón por la que el sindicato amagó con estallar una huelga en todas las autopistas de cobro que tiene el Fondo Nacional de Infraestructura, como la México-Acapulco, México-Puebla, México-Querétaro, entre otras.

Martín Gallegos, secretario general del sindicato de Capufe, nos dice que los contratos con la empresa Trujillo Romano, contratista previa a Omega, sí mantenían las condiciones laborales que respetaban la antigüedad, pero parece que con esta nueva empresa pierden los años trabajados y hasta los beneficios para lograr una pensión digna para el futuro.

La privatización de tramos carreteros por parte de Banobras ha generado encono social.

La experiencia que hemos recogido es que aunque digan que nos recontratan, como son empleos a refrendar, no nos garantiza que por causas ajenas a las nuestras no nos ofrezcan continuar con nuestros empleos, agregó.

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
OpiniónFOTO: @Gibsonguitar

Mítico fabricante de guitarras Gibson se declara en bancarrota