Una nueva oportunidad

El 2018 cierra como empezó, con una profunda división de la sociedad por motivos políticos

Héctor Serrano Azamar / Heraldo de México /
Héctor Serrano Azamar / Heraldo de México /

Ante el final de cada año son comunes los recuentos sobre los logros, las derrotas, pero sobre todo de los propósitos. Un año nuevo siempre representa una nueva oportunidad de un mejor comienzo. Es por costumbre que en la última cena del año las personas expresen buenos deseos para los demás, mientras que para ellos elaboran una lista de propósitos. Los políticos mexicanos no deberían ser ajenos a la noble costumbre, ahora más que nunca, México lo necesita.

El año 2018 cierra como empezó, con una profunda división de la sociedad por motivos políticos, por exhibir preferencias partidistas distintas, se ha vuelto el común denominador de las conversaciones. Cada vez son más personas las que usan las redes sociales para mostrar su repudio ante el que ellos creen es su adversario. Aunque las campañas políticas terminaron hace más de seis meses, aún se vive un estado de crispación constante.

Morena lo ganó todo hasta convertirse en una mayoría aplastante. Eso no ha bastado para lograr un proyecto homogéneo de nación que nos identifique a todos.

En muchas ocasiones, la descalificación del contrario se da más allá de la razón, de los datos, de la lógica; es meramente un ejercicio de intolerancia, de rencor, de resentimiento.

No se logra ver, que detrás del disfraz de un morenista, de un priista, de un verde, de un perredista, de un naranja y de un petista, siempre hay un mexicano al igual que todos.

Esta división social ha sido alentada desde hace muchos años por políticos de todos los partidos, ven en la polarización, una buena oportunidad para hacerse de un electorado afín que esté dispuesto a dar la batalla como si fuera una intifada. Entre las cosas malas para recordar, 2018 será el año de la división social. Qué mejor oportunidad para nuestros políticos que el comienzo de un año.

En sus propósitos para 2019, todos deberían de poner en primer lugar, con letras mayúsculas y en negritas: LA RECONCIALICIÓN NACIONAL.

Infinitas gracias a usted, amable lector, por permitirme compartirle mis opiniones durante 2018. ¡Feliz Año 2019!

¿Te gustó este contenido?