Super Bowl LII: vistazo inicial

Los mejores equipos en su respectiva conferencia disputarán el duelo, por lo que resumimos cómo llegaron al mismo

Super Bowl LII: vistazo inicial

Jacksonville y Minnesota se quedaron a la orilla de hacer historia, al tiempo que Nueva Inglaterra y Filadelfia hicieron valer su condición de mejor equipo en su respectiva conferencia para ganar su boleto para el Super Bowl LII, y reencontrarse en el partido por el título de la NFL poco después de una década.

En el caso de los Jaguares, se mostraron impresionantes durante varios lapsos del encuentro, arrollando a los Patriotas con una defensiva sólida y un ataque contundente, que los llevó a colocarse adelante en el marcador por 14-3 y 20-10. Sin embargo, una serie de castigos costosos en ambos lados del balón le abrieron las puertas del regreso a Nueva Inglaterra, pese a no contar durante la segunda mitad con el ala cerrada Rob Gronkowski, conmocionado tras un golpe casco a casco de Barry Church.

Tom Brady, al que no le afectó la lesión en la mano de lanzar, fue de nuevo el catalizador de una nueva hazaña de los Patriotas, encontrando una vez más en Danny Amendola el complemento ideal para los dos touchdowns del triunfo.

En la historia de la liga ha habido 11 partidos en los que el equipo ganador perdía por 10 puntos o más, con 10 minutos por jugarse en el cuarto periodo. Cuatro de esas victorias son de Nueva Inglaterra en la era Brady-Bill Belichick. Los Patriotas van a su décimo Super Bowl, tercero en los últimos cuatro años, mientras que Jacksonville se mantiene como una de las cuatro franquicias que nunca han llegado al partido grande, al lado de Detroit, Houston y Cleveland. Mientras tanto, en Filadelfia, las Águilas partían por segunda semana consecutiva como víctimas en los momios, primero ante Atlanta y ahora contra Minnesota, que aspiraba a recibir el Super Bowl en casa. Los Vikingos anotaron pronto para colocarse al frente; pero igual de rápido, Filadelfia marcó tendencia, que resultaría definitiva, transformando un par de entregas de balón en 14 puntos. Minnesota apostó a detener el ataque terrestre de las Águilas, y dejarle toda la responsabilidad a Nick Foles, quien respondió con el partido de su vida, con 352 yardas y tres touchdowns, sin intercepción. Lo lamentable para Foles es que ni obteniendo el título será titular la campaña próxima, ya que ese sitio le pertenece a Carson Wentz.

Filadelfia va a su tercer Super Bowl, perdiendo los dos primeros, y contando en sus filas con LeGarrette Blount y Chris Long, campeones hace un año con Nueva Inglaterra. Águilas y Patriotas se enfrentaron en el Super Bowl XXXIX, el 6 de febrero del 2005 en Jacksonville. Nueva Inglaterra ganó 24-21 para obtener el bicampeonato y su tercer título en cuatro temporadas, exactamente lo mismo que buscan ahora.

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
OpiniónRealidad política definirá futuro

Realidad política definirá futuro