Singapur, protagonista de la innovación asiática

Una de las cosas que más me impactaron fue el ver cómo la sustentabilidad está presente incluso en atracciones turísticas

María del Sol Rumayor
Marisol Rumayor/ El Heraldo de México

En los últimos días tuve la fortuna de viajar al sureste de Asia y puedo decir que he quedado enamorada de Singapur. Hipnotizante y apasionante es el Tigre Asiático, nombrado así por su importante crecimiento económico debido a que se convirtió en un enorme centro financiero, de negocios y en uno de los países más desarrollados de esa región.

Recorrer el río Singapur en barco, comer en un hawker, ver los rascacielos desde el Parque de Merlion, visitar Little India, caminar por el barrio chino y tomar una copa en Clarke Quay fueron algunas de las experiencias que pude disfrutar, pero algo que me dejó asombrada fue la calidad de vida que llevan gracias al pensamiento disruptivo que han aplicado a través de los años.

Una de las cosas que más me impactaron fue el ver cómo la sustentabilidad está presente incluso en atracciones turísticas, como son los jardines Garden By the Bay. Inaugurados en 2012, son jardines formados por casi una veintena de árboles de acero que generan electricidad a través de módulos fotovoltaicos que captan el agua de lluvia y por la noche generan la electricidad necesaria para regar y conservar los jardines.

La arquitectura e infraestructura de la ciudad es impresionante, ya que cuenta con imponentes rascacielos pero al mismo tiempo conserva el encanto de lo tradicional. Su aeropuerto, de cuatro terminales, tiene la apariencia de un centro comercial de tiendas sofisticadas con más de 350 comercios, además de salas de videojuegos, spas y de cine.

Es considerado el país más seguro de Asia; esto se debe a los modelos educativos que han propiciado que la cultura de la gente sea de respeto, amabilidad y calidez. Por ello, los crímenes violentos no existen, que si bien, tal vez puedan ocurrir delitos menores, éstos no van más allá de un robo de cartera.

Este país es, sin duda, uno de los lugares más increíbles y ejemplares que tenemos en el mundo. Siempre se está reinventando, sobre todo en el campo educativo. Ellos están preparados para las siguientes olas tecnológicas y como lo mencioné anteriormente, la educación ha sido pilar para que sigan creciendo de manera exponencial y aplicando todos sus aprendizajes en su estilo de vida.

Considero que con los insumos correctos, podemos seguir el ejemplo de esta nación inteligente y hacer un cambio radical que nos permita fomentar la eficiencia y productividad en nuestro país.

Los leo y escucho como siempre en mis redes sociales: @marisolrumayor

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
OpiniónBueno / Malo / Feo

Bueno, malo y feo