Sin aparecer el decreto para acabar con ProMéxico

Mañana, reunión del comité técnico de ProMéxico para abordar el cierre de oficinas

Alejandro_Sánchez
Alejandro Sánchez / Contra las cuerdas / Heraldo de México

Hablé este fin de semana con tres consejeros de ProMéxico de zonas estratégicas en el mundo para saber cómo va el desmantelamiento del organismo que promueve la atracción de inversiones extranjeras, exportaciones y la internacionalización de las empresas mexicanas. A través del celular escuché melancolía y resaltaré algunas coincidencias captadas por separado y por qué debe importarnos.

La participación en ferias, encuentros y otras actividades de negocios sigue suspendida. Sólo algunas embajadas han pedido acceso a bitácoras de actividades de años anteriores o que se preveían para este 2019, estadísticas, datos duros como ingresos para el país, tipo de negocios llevados a cabo y otros pormenores. En corto, representantes diplomáticos del país les han confesado que no saben cómo van a tomar al toro por los cuernos porque no es lo mismo las actividades de política a cargo de las representaciones de la cancillería que promocionar a México.

En todos los casos, embajadores y cónsules trabajaban de la mano con promotores. Ni les estábamos pisando los talones, ni quitando trabajo. Era un complemento de apoyo conveniente para las partes. Ellos se concentraban en política; nosotros, en hacer circo, maroma y teatro para promocionar al país de manera comercial, me dice uno de ellos bajo el acuerdo de no citar sus nombres porque aunque apenas les hicieron su pago retrasado, ninguno sabe cómo será su regreso al país y si serán liquidados, pero al ser una paraestatal, les corresponde el pago.

Al romperse la intermediación comercial, lo más seguro es que para este 2019 va a desplomarse la inversión extranjera porque de acuerdo con el ritmo histórico de ProMéxico, según sus cifras oficiales, 400 mil dólares de cada millón de esa moneda ingresaban al país por actividades de los promotores a cargo de 46 oficinas en el exterior y 30 en el interior de la República. De enero de 2013 a 2018, se confirmaron mil 43 proyectos de inversión por un monto de 87 mil 932 mdd de inversión. Pero también se apoya a empresas nacionales para hacer presencia en el extranjero. La historia se cuenta al revés. Desde las embajadas, según me dijo un cónsul, la curva de aprendizaje, si es que existe el interés de la promoción, será al menos de dos años. Además, autoridades locales del país donde están acreditados se han extrañado por la manera en que Presidencia hace el desmantelamiento: sin decreto, aún cuando un lema de su titular ha sido nada por encima de la ley. Esto se ha comentado en el país porque la defensa de trabajadores locales, contratados por ProMéxico, ha pedido documentos que argumenten los despidos. Atentos a este martes porque se realizará una reunión del comité técnico de ProMéxico para abordar el cierre de oficinas en el interior y exterior. Sí, aún sin el dichoso decreto.

Uppercut: Una bomba desde la CFE le caerá esta mañana al diputado Enrique Ochoa

 

[email protected]

@alexsanchezmx

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
OpiniónRuy Febén y Carlota Rangel / Señales de humo / El Heraldo de México

Lo que se quemó