Sheinbaum no es Rosario Robles

Es muy prematuro pronosticar quien se baja de los presidenciables, más aún si las razones se basan en tendencias en redes sociales

José Luis Camacho Acevedo / El Heraldo de México
José Luis Camacho Acevedo / El Heraldo de México
Foto: Especial.

El impacto mediático de los hashtags es innegable. El hashtag #RenunciaClaudiaSheinbaum, que se convirtió en trending topic después de que se dio a conocer el descubrimiento del cuerpo del estudiante Norberto Ronquillo, en las inmediaciones de Xochimilco, fue como lo señalan los especialistas una tendencia del momento. La indignación de la sociedad estaba plenamente justificada.

Eso propició que algunos oportunistas del análisis político dijeran que el trágico evento sacaba a Sheinbaum de la lista de presidenciables de Morena. Un comentario por demás madrugador a cinco años de distancia. Los especialistas en redes sociales dicen: cuando un hashtag es usado por muchos usuarios durante determinado periodo de tiempo, este pasa a convertirse, específicamente en Twitter, en un trending topic, es decir, una tendencia del momento.

Un mal trago, que sin duda pasó la jefa de Gobierno de la CDMX. Pero para hablar de si está o no en la baraja de presidenciables de AMLO, es muy pronto. Y varios comentócratas se atrevieron a comparar con un oportunismo insidioso las frases del no te preocupes, Rosario al Claudia, no estás sola que en su momento dijeron a Robles y a Sheinbaum, por parte de EPN y AMLO, respectivamente. Definitivamente Claudia tiene una historia personal y política muy diferente a la de Rosario Robles.


marcelo-ebrard1
Foto: Especial.

Migrantes, EU y Marcelo un laberinto…

El canciller Marcelo Ebrard sigue hundiéndose en un precipicio, del cual conociendo a Trump le será muy complicado salir.

Dice el refrán popular que hay tiempo de soltar cohetes y tiempo de recoger las varas. Marcelo Ebrard vivió entonces un momento de gloria política, porque el acuerdo firmado con EU, tuvo a corto plazo resultados positivos para México en lo económico y en lo social. Después del evento celebrado en Tijuana ante una concurrencia no muy espectacular, por cierto (muchos de los que lo presenciaron dijeron socarronamente que había más gente en el presidium que en la plaza pública), el presidente López Obrador celebró el acuerdo y consagró a Marcelo como héroe nacional.

En el transcurso de la semana se dio a conocer un organizagrama que muchos analistas coincidieron en calificar como la entronización de Marcelo como vicepresidente. Obvio, Marcelo quedó como jefe del equipo. Sin duda ha sido mucho el protagonismo de Marcelo al convertirse en un vicepresidente de facto, desplazando a Olga Sánchez Cordero, Alfonso Durazo, entre otros.

Porfirio Muñoz Ledo le dijo que no se inflara tanto porque podría reventar. Pero AMLO lo defendió diciendo que muchos le tienen celos a Marcelo. Una apuesta fuerte la de México con Donald Trump en camapaña para lograr su reelección. Si en 45 días algo no le satisface al bipolar mandatario de EU, le llegará el tiempo a Marcelo de recoger las varas.

Vista aérea de la construcción en Texcoco, Estado de México. Foto: Cuartoscuro

¿Regresará el aeropuerto de Texcoco?

Surge la esperanza de que AMLO cancelé el aeropuerto de Santa Lucia para continuar la construcción en Santa Lucia.

En la semana que termina, un tribunal federal de la Ciudad de México ordenó que, de manera provisional, el gobierno de México no puede ejecutar obras en Santa Lucía hasta que no haya estudios de seguridad aérea. Además, tiene que hacer todo lo necesario para conservar el NAIM, lo que implica que tiene prohibido inundarlo. El presidente aseguró ante empresarios que firmará un acuerdo para promover la inversión y el desarrollo incluyente. Encabezó ese grupo Carlos Salazar Lomelín, el presidente del CCE.

Es bien sabido que el empresario Carlos Slim ha ofrecido asumir los costos si éste entregaba el proyecto de Texcoco a la iniciativa privada. En ese entonces AMLO estaba convencido de la viabilidad del aeropuerto de Santa Lucía, funcionando en coordinación con el de Toluca y el de la CDMX que están en funciones. Pero con los problemas que se han presentado para que se ejecute el proyecto de Santa Lucía y la nueva relación de AMLO con los hombres de negocios de México, que se manifestó en las reuniones que sostuvieron la semana que termina, se abre la posibilidad de que el Presidente recupere la inversión hecha en el NAIM y sea finalmente Texcoco la terminal aérea que resuelva el problema de sobrecarga que se tiene actualmente. Las cartas están sobre la mesa.

POR JOSÉ LUIS CAMACHO ACEVEDO

@JOSELUISCAMACHO

[email protected]

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
OpiniónBueno / Malo / Feo

Bueno, malo y feo