Promueven figura de militar en retiro para GN

Expertos en estudios militares señalan que un militar en retiro no es un civil porque lleva los honores de por vida

Alejandro_Sánchez
Alejandro Sánchez / Contra las cuerdas / Heraldo de México

La reunión que se llevó a cabo ayer en Gobernación con los mandatarios estatales del PRI, tuvo un asistente especial que llegó con el encargo por parte de López Obrador de operar y sacar cuanto antes la Guardia Nacional (GN). Se trata de Julio Scherer Ibarra, consejero jurídico de la Presidencia.

Va a ser el redactor junto con los mandatarios del texto final del proyecto de la GN. Si bien, los priistas y resto de la oposición rechazan que los mandos sean militares, lo que ahora se discute y eso es lo que debe aterrizar en las horas siguientes es quién va encabezar la Guardia. Para ello se manejan dos opciones: un militar en retiro o un perfil civil.

Estos puntos, sin embargo, merecen ser analizados. Voy a recurrir a un texto que ha sido referencia en los últimos años de nuestras Fuerzas Armadas, la Policía Federal y secretarías de Seguridad Pública locales, que han tenido al frente a militares en retiro. Se trata del documento Los Ministros de Defensa en América Latina y las Consecuencias de la Multidimensionalidad de las Amenazas, de Carlos Barrachina y Juan Rial, expertos en estudios militares. ¿Qué queremos decir cuando nos referimos al concepto civil? La tendencia más popular y aceptada entre los militares es que un civil es aquel que no está sometido a la disciplina militar, aquel que no forma parte de la estructura de las Fuerzas Armadas y no está sometido a estado jurídico especial. ¿Es un militar retirado un civil? En la mayoría de los países de latinoamerica se considera que el estado militar se tiene de por vida.

Aún retirado, agregan Barrachina y Rial, el militar sigue formando parte de la corporación armada, a la que debe ajustar su conducta para no ser pasible de sanciones por parte de tribunales de honor. El derecho a seguir portando el uniforme, a recibir saludo y consideraciones a su jerarquía es el símbolo exterior de ese mantenimiento de estado militar, a pesar de dejar de recaer sobre su persona las restricciones sobre derechos políticos que tenía cuando estaba en actividad. En algunas clases de maestría de Barrachina, en las que he tenido oportunidad de estar presente, él afirma que sólo podría considerarse civil al retirarse en la fase preprofesional de los ejércitos, pero no es sostenible cuando los marcos jurídicos, culturales y económicos indican que la milicia como profesión es un estilo de vida protegido y privilegiado que cubre al individuo a lo largo de toda su existencia, a menos que sea expulsado sin honor de la misma.

El militar ha adoptado toda una serie de hábitos de conducta y de actitudes que le marcarán para siempre en su forma de preguntarse por los problemas y de presentar soluciones a éstos, afirma. En ese punto es ahora donde deberá centrarse el debate entre Morena y la oposición.

Uppercut: Manuel Clouthier empujó junto con Jorge Castañeda el nacimiento de las candidaturas ciudadanas, pero ya anunció su retiro de la política. Otra mala señal para las candidaturas ciudadanas.

 

[email protected]

@alexsanchezmx

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
OpiniónTal cual

Tal cual