Peña Nieto, cercado

Siguen con temor las conferencias mañaneras y las reacciones a cada foto del exmandatario en un evento social

Peniley Ramírez / Linotipia / Heraldo de México
Peniley Ramírez / Linotipia / Heraldo de México

El testigo llevaba declarando más de ocho horas. Había contado los escabrosos detalles de su caso, sus temores, sus pérdidas. Estaba exhausto. En la oficina, quien tomaba notas insistía por enésima vez en la misma pregunta: ¿Y Castillejos? El testigo, otra vez, quería volver al corazón de su historia, a los abusos, al robo, al trauma. Enfrente, las preguntas regresaban al mismo personaje.

¿Por qué le interesa tanto a la Fiscalía General de la República lo que haya hecho Humberto Castillejos?, me preguntó horas después, cuando nos encontramos en un café de la Ciudad de México. Según este gobierno, son muchos casos de autoritarismo y corrupción. Lo vinculan con varios operadores, me dijo.

Es la segunda persona en un mes a quien interrogan durante horas en la FGR preguntándole por Humberto Castillejos, el exconsejero jurídico de Presidencia. Formalmente, las autoridades no han anunciado alguna investigación que lo mencione, pero el repetido interés por este colaborador cercanísimo y de la mayor confianza de Peña Nieto es el capítulo más reciente de una serie de investigaciones que se acercan, sin tocarlo, al expresidente.

El caso público más reciente es el de Juan Collado, abogado y amigo de Peña Nieto, que fue apresado en Ciudad de México y mientras declaraba, en las primeras horas, a las redacciones llegaban informes filtrados de su cercanía con el exhabitante de Los Pinos.

Casi al mismo tiempo, en la prensa mexicana se anunciaba que en junio la Fiscalía dio un giro después de casi cinco años de investigación hacia Tomás Zerón, derivado de su participación en el río San Juan, en Cocula. La pesquisa administrativa pasó a una penal, por una diligencia que no fue registrada por el ministerio público en el expediente del caso Ayotzinapa y que en su momento había denunciado el Grupo de Expertos Independientes e investigado la Fiscalía.

La prensa anunció ahora que el caso está nuevamente a revisión.

En el primer mes del mandato obradorista, iniciaron investigaciones contra otro personaje de la absoluta confianza de Peña: el general León Trauwitz, su exjefe de seguridad en el Estado de México y luego, de Pemex. En los últimos meses, varios subalternos del general han sido detenidos, por acusaciones relacionadas con el robo de combustible a Pemex.

En repetidas ocasiones, el gobierno federal ha dicho que no se investiga a Peña Nieto; tampoco se anunció alguna indagatoria después de las declaraciones de presuntos sobornos a él, que se ventilaron durante el juicio contra Joaquín El Chapo Guzmán, los cuales desmintió.

Han sido rechazados los intentos del abogado de Emilio Lozoya, Javier Trejo, para llamarlo a declarar, pero el cerco a su círculo de mayor confianza sigue estrechándose, ante la mirada aterrada de varios de sus excolaboradores. Allí, siguen con temor las conferencias mañaneras, a las reacciones después de cada foto del exmandatario en un evento social, preguntándose quién puede ser el próximo.

POR PENILEY RAMÍREZ

[email protected] 

@PENILEYRAMIREZ 

¿Te gustó este contenido?