¿Para qué sirve un consejero de seguridad nacional?

Ayudan a equilibrar relaciones de poder entre instituciones civiles y militares, y a filtrar información que llega al Presidente

Gerardo-Rodriguez-Corrupción-El-Heraldo-Radio
Gerardo Rodríguez opinó sobre los temas de corrupción y lavado de dinero Foto: Especial

Probablemente usted escuchó que el presidente de Estados Unidos corrió a John Bolton quien fue su tercer consejero de Seguridad Nacional (CSN). Al parecer Bolton se opuso a las negociaciones secretas que el presidente Trump tenía seriamente avanzadas con los talibanes en Afganistán para terminar con el conflicto en ese país.

Ayer nos enteramos que el cuarto jefe de esta super influyente oficina es Robert O’Brien. Imagínese que por ese despacho han pasado tótems como Henry Kissinger, Zbigniew Brzezinski, Condolleeza Rice y Colin Powell.

El consejero articula las políticas de seguridad y defensa nacionales así como la de política exterior con la fuerza de la Casa Blanca. Cuando tienes figuras fuertes como consejeros estas pueden inclusive opacar a los secretarios de Estado, de Defensa o a los directores de la CIA. Muchas veces las decisiones se toman en el Edificio Eisenhower, sede del CSN, que está conectado con el ala oeste (la famosa West Wing) de la Casa Blanca y no en el Pentágono o en el del Departamento de Estado.

Hoy Robert O’Brien tiene sobre sus hombros la enorme responsabilidad de asesorar al presidente de EU en temas tan delicados como la crisis con Irán, la guerra comercial con China, el conflicto con Corea del Norte y la crisis en Venezuela. Por el escritorio de O’Brien también pasarán temas de la agenda con México.

En nuestro país, por el contrario, no existe la figura de consejero. Lo que más se parece es el cargo de secretario técnico del Consejo de Seguridad Nacional. Este puesto ha sido motivo de disputas políticas por su adscripción institucional. Primero estuvo en el CISEN, luego pasó a la Presidencia con Felipe Calderón y ahora está en el limbo entre la Secretaría de Seguridad y Presidencia. En esta administración ha pasado inadvertida. No forma parte de las conversaciones al más alto nivel del Gobierno Federal con EU. Por ejemplo, su titular Gabriel Mendoza, no figura en el Grupo de Alto Nivel entre los dos países (HLSG por sus siglas en inglés) que copresiden Marcelo Ebrard junto con Alfonso Durazo y el General Audomaro Martínez (llamado triunvirato de la relación de seguridad con EU).

Las figuras de consejeros ayudan también a equilibrar las relaciones de poder entre las instituciones civiles y militares, ayudan a filtrar la información que llega a los presidentes para tomar decisiones estratégicas y justificarlas legalmente como asuntos o cuestiones de seguridad nacional. Dentro de las reformas pendientes se encuentra la de modificar por completo la Ley de Seguridad Nacional. En este sentido, sería muy interesante que se creara una figura como la de Consejero, que tenga rango de gabinete. Sin embargo, veo poco probable que desde la oficina de Alfonso Durazo y Palacio Nacional se impulse esta idea.

Agenda estratégica. El Seminario sobre Violencia y Paz de El Colegio de México recibirá al secretario Alfonso Durazo el próximo 24 de septiembre: https://agenda.colmex.mx/Actividad/1455/la-estrategia-de-seguridad-de-la-4t/20190924

POR GERARDO RODRÍGUEZ
[email protected]
@GERODRIGUEZSL


lctl

¿Te gustó este contenido?