Nos llegó la ideología rusa

El interés de los rusos es que su visión del mundo llegue cada vez a más personas y para ello insisten en entrar a los sistemas de televisión restringida

Netlog

Russia Today (RT) es un canal de televisión que se origina en Moscú y tiene señales en 6 idiomas. Además de estar en sistemas de cable de todo el mundo, ha penetrado con éxito en las redes sociales. Su cuenta de Twitter en español, por ejemplo, tiene más de 2 y medio millones de usuarios, la envidia de cualquier medio.

El tema con RT es que se trata de un medio de propaganda ruso, del gobierno de Vladimir Putin. Y aunque no reportan mentiras, sí estiran la liga para mostrar el lado que les conviene de los acontecimientos mundiales. The New York Times dice que si algo caracteriza a RT en general es un escepticismo profundo sobre las visiones del mundo que hay en Occidente y Estados Unidos, así como una actitud defensiva de Rusia y de Putin.

En su timeline es común ver desplegados con mayor frecuencia temas internacionales que son del interés del gobierno ruso: Corea del Norte, China, Siria y más recientemente Venezuela. RT fue vista con recelo por sus contrapartes occidentales por el tratamiento dado al conflicto armado sirio, más sesgada hacia el interés del gobierno de Putin. Recientemente, con la crisis en Venezuela, la información está mucho más plegada al régimen de Maduro. Le ha dado rienda a las versiones sobre los intereses estadounidenses para derrocar a Maduro como que el petróleo venezolano es el interés número uno de EEUU, o cosas que parecen más fake news.

Sobre México, es común que destaquen noticias sobre la violencia que provocan los enfrentamientos de los cárteles de la droga con las autoridades policiales o las manifestaciones contra el gobierno.

El interés de los rusos es que esa visión del mundo llegue cada vez a más personas y para ello son muy insistentes en entrar a los sistemas de televisión restringida o firmar acuerdos con medios de los países donde quieren influir.

Cuando fui director de noticias en Milenio Televisión recibí múltiples correos electrónicos con invitaciones para aceptar material gratuito e incluirlo en la programación. Siempre le di largas al tema, al igual que otros colegas de canales privados.

Pero los representantes de RT encontraron una puerta abierta nada más y nada menos que en los canales públicos mexicanos, particularmente en las televisoras de los estados y del Organismo Público de Medios Audiovisuales, que opera el canal 14 a nivel nacional. El espacio que no hallaron en los canales privados, los rusos lo encontraron en señales como TV Mexiquense o Una Voz con Todos, donde es frecuente ver en sus noticieros cápsulas y reportes noticiosos cortesía de esa televisora.

Es entendible que, ante la escasez de recursos, hayan aceptado videos gratuitos para llenar sus espacios. No es que sea un material de mala calidad, pero sí es información ideologizada. ¿Valorarán eso en el gobierno mexicano? Ojalá y no lo hagan demasiado tarde, cuando vean más afectada su ya menoscabada credibilidad.

Columna anterior: AMLO y la rumba del safe

¿Te gustó este contenido?