Momentos cruciales para Pemex

Los ingresos perdidos por robo de combustible se convierten en una carta relevante dentro del plan de rescate

Jaime_Núñez
Jaime Núñez / Al mando / Heraldo de México

La estrategia que implementa el gobierno federal para el rescate de Petróleos Mexicanos (Pemex), de Octavio Romero, está cimentado en un plan que se maneja por dos vías; la primera viene desde el inicio de la administración con una capitalización directa de 25 mil millones de pesos, mismos que se reflejaron con la elaboración del Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF), la segunda llegará con el cambio del régimen tributario, que hoy en día asfixia a la empresa productiva del Estado, esto último le permitirá quedarse de manera paulatina con mayores recursos y llegar a una meta calculada en 66 mil millones de pesos para los siguientes años. Por otra parte, los ingresos perdidos por robo de combustible también se convierten en una carta relevante dentro del plan de rescate —algunas estimaciones señalan que habría una sangría de 32 mil millones de pesos—, estas acciones en conjunto darían a la compañía oxígeno para sus operaciones e inversiones de corto plazo —la deuda continúa siendo el principal reto—. Por otra parte, no debemos perder de vista que apenas ayer por la tarde el presidente de la Comisión de Energía en la Cámara de Diputados, Manuel Rodríguez González, frenó la aprobación del dictamen que reformaba la Ley de Petróleos Mexicanos, donde buscaban fortalecer las atribuciones de la dirección general y restar peso a las funciones del Consejo de Administración. En ese sentido, el subsecretario de Hacienda Arturo Herrera —miembro del Consejo de Administración de Pemex— pide ver la discusión como una oportunidad, cuidar los procesos de decisión y fortalecer al gobierno corporativo, el funcionario federal enaltece la labor de los consejeros, ya que con sus aportaciones y visión se fortalecen las decisiones del activo más importante con el que cuenta las finanzas públicas del país, veremos qué sucede.

POR UN MÉXICO MÁS INCLUSIVO

Poniendo un granito de arena en el tema de la inclusión, Babysec lanzó una iniciativa de inclusión que busca construir una sociedad más respetuosa, consciente e inclusiva en todos los aspectos. Para lograrlo, la marca incluirá a una bebé con síndrome de Down, llamada Trini, como rostro de la nueva imagen en uno de sus empaques de pañales. Con la frase La inclusión no se dice, se hace y un video, se busca generar conciencia del respeto que como sociedad debemos tener hacia los niños, adolescentes y adultos con discapacidad. Esta iniciativa comenzó en Chile y se extendió a más países como Argentina, Brasil y Ecuador y ahora llega a México con el apoyo de la Fundación John Langdon Down, dedicada a brindar atención educativa, médica y psicológica a personas con discapacidad y el proyecto Cambiando Modelos que preside Silke Lubzik, mamá y activista que busca generar percepciones de igualdad entre la sociedad. Sin duda, ésta es una estrategia muy bien pensada para unir esfuerzos a favor de todas las personas con síndrome de Down.

 

[email protected]

@janupi

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
OpiniónTal cual

Tal cual