La “nueva línea de negocios”

Netlog

Primero fue el tráfico de drogas, después los secuestros; más tarde la extorsión y el cobro de derecho de piso; los giros negros, el tráfico de migrantes, el robo y exportación de vehículos robados, y otros ilícitos. Pero desde hace varios años tiene una nueva línea de negocios: La ordeña de combustibles de los ductos de PEMEX, que le deja cerca de 200 mil millones de pesos anuales.

Es la delincuencia organizada.

Lo preocupante del asunto, es que esos nuevos negocios son tolerados y hasta solapados por funcionarios de los gobiernos estatales y municipales. Peor aún, participan en el negocio líderes petroleros de diferentes secciones, desde Tamaulipas hasta la ciudad de México, pasando por Tabasco, Veracruz, Guanajuato, Hidalgo, Puebla… Dicen los que saben del negocio, que algunos huachicoleros están bajo las órdenes de Don Carlangas, il capo di tutti capi.

En el sexenio pasado, cuando Felipe Calderón estaba perdiendo la guerra que le declaró a la delincuencia organizada, Gerardo Ruiz Mateos, quien había sido Jefe de la Oficina de la Presidencia y después secretario de Economía en 2008, definió con una sola frase la situación general de lo que era el deteriorado escenario de la inseguridad en el país. ¡Está cabrón! Dijo.

La semana pasada, el presidente Enrique Peña Nieto se refirió en dos ocasiones al tema de la seguridad pública. Primero, en la reunión de la CONAGO donde reconoció que los índices de criminalidad en diferentes entidades federativas nuevamente empezaron a regresar a escenarios del pasado, que no queremos que vuelvan. Después del enfrentamiento del Ejército mexicano con los huachicoleros en Puebla, Peña Nieto lamentó que la delincuencia organizada engañe y utilice a la población para cometer ese ilícito, e informó que dio indicaciones a las Secretarías de la Defensa Nacional, Marina, Hacienda; a la PGR y a la Dirección de PEMEX para que instrumenten una estrategia integral para combatir este ilícito en toda la geografía nacional. Y ofreció trabajar con las autoridades del gobierno de Puebla para coordinar esfuerzos hasta desmantelar por completo a las bandas delictivas que a ello se dedican.

¡Pues vaya que otra vez se puso cabrón este asunto! Pero ¿Por qué hasta ahora una estrategia integral para combatir la nueva línea de negocios de la delincuencia organizada?

AGENDA PREVIA

El pasado jueves, desde la cuenta de la Procuraduría de Justicia de la Ciudad de México, hubo lluvia de tuits con las declaraciones del novio de una mujer muerta el miércoles en Ciudad Universitaria, encontrada ahorcada en una cabina telefónica con el cable del teléfono. ¡Qué imaginación! En cuanto el procurador Rodolfo Ríos Garza se enteró de este bochornoso espectáculo, ordenó que se bajaran y reconoció públicamente el error de su equipo, lo que no todos los políticos hacen.

¿Te gustó este contenido?