La báscula: gran responsabilidad de los boxeadores

Luis El Pantera Nery y Julio César El Pollito Ceja no dieron el peso oficial y han causado gran daño a esta promoción

Mauricio Sulaimán / Recuerdos de José Sulaimán / El Heraldo de México

Dos mexicanos dejaron ir una gran oportunidad de brillar en una de las carteleras boxísticas más importantes de este 2019.

Luis El Pantera Nery y Julio César El Pollito Ceja no dieron el peso oficial y han causado gran daño a esta promoción.

Hemos comentando en diversas ocasiones que el peso es el enemigo número uno de los boxeadores, pero en verdad es difícil poder justificar a estos dos púgiles mexicanos, pues estamos hablando de dos excampeones mundiales con amplia experiencia y con, supuestamente, un gran equipo profesional detrás de sus carreras.

El caso de Nery es grave, pues existe un precedente que en su momento puso su carrera boxística en un predicamento.

Viajó hasta Japón para conquistar el campeonato mundial gallo del Consejo Mundial de Boxeo (CMB) noqueando a uno de los campeones más sólidos de los últimos años, el japonés Shinsuke Yamanaka. Esa noche nacía una estrella en el boxeo mundial.

Tras una defensa exitosa del campeonato, regresó a Japón para la revancha con Yamanaka. Pero, para la gran sorpresa de todos, el boxeador mexicano llegó con cinco libras de sobrepeso y perdió el título en la báscula, sin defenderlo en el ring.

EN PICADA. Luis Nery conquistó el campeonato mundial de peso gallo en
Japón, pero después ha tenido problemas para dar el peso antes de las peleas. Foto: Especial.

El CMB le ordenó un programa especial de nutrición y su carrera boxística continuó, hasta llegar a la pelea pactada para este fin de semana en la que se posicionaba para regresar a disputar el campeonato mundial.

Lamentablemente, El Pantera no dio el peso una vez más y la pelea quedó cancelada.

El futuro de este boxeador nacional es incierto; lo que es inevitable es que él no podrá continuar en el peso gallo y deberá subir a supergallo o, inclusive, a peso pluma ya que es absolutamente inhumano tratar de mantenerse en una división en la que simplemente no puede competir.

El otro caso que se dio fue el de El Pollito Ceja, quien estaba programado para disputar un título mundial y llegó cuatro libras arriba.

Su pelea se llevará a cabo, pero no podrá conquistar el título, pues no dio el peso. La contienda estelar fue una revancha de grandes emociones entre Deontay Wilder, campeón mundial de peso completo de nuestro organismo, y Luis Ortiz.

Ellos se encontraron en el ring el año pasado, en un combate trepidante en el Barclays Center, de Nueva York, Estados Unidos.

Ortiz estuvo cerca de mandar a la lona al campeón Wilder, quien reaccionó con gran valor y coraje, y terminó noqueando al cubano en 10 rounds.

CONFLICTO. Julio César Ceja tampoco cumplió con los requisitos del pesaje y, aunque peleará, no podrá disputar un título mundial. Foto: Especial.

Ambos poseen gran pegada, y estoy seguro que esta pelea finalizó por nocaut después de grandes emociones en el cuadrilátero.

La división de los pesos completos cuenta con gran interés para nuestro país, ya que el próximo 7 de diciembre, el mexicano Andy Ruiz dará la revancha a Anthony Joshua, en Arabia Saudita, luego de sorprender al boxeador británico y al mundo, y despojarlo de la corona de otros organismos.

¿SABÍA USTED QUE…?

Deontay Wilder es el tercer campeón mundial de peso completo que nació en el estado de Alabama, Estados Unidos.

Los otros fueron también extraordinarios pugilistas que forjaron una época grande cada uno en la historia del boxeo.

Estamos hablando del exolímpico Evander Holyfield y el inmortal Joe Louis.

Anécdota de hoy

Entre los campeones mundiales de peso completo que nunca registraron el peso mínimo de su división, podemos recordar al británico Bob Fitzsimmons, quien siempre elevó el fiel de la balanza a un máximo de 175 libras.

POR MAURICIO SULAIMÁN





lctl

¿Te gustó este contenido?