Incremento de Tasas de Interés en Estados Unidos

Se espera que el anuncio de la Fed tenga efectos revaluatorios del dólar frente a otras monedas del mundo

Incremento de Tasas de Interés en Estados Unidos

Finalmente la Reserva Federal (Fed) de los EU ha dado señales que indican que a partir de diciembre retomará una política de alza de tasas de interés, que según los pronósticos de los integrantes del Comité Federal de Mercado Abierto, podría reajustarse hasta tres veces durante 2018.

Lo anterior hace presuponer que la actual tasa de referencia que está entre 1 y 1.25%, pudiera llegar a un rango de 2 a 2.25 a finales de 2018, con grandes repercusiones a nivel mundial. Se espera que el anuncio de la Fed tenga efectos revaluatorios del dólar frente a las principales monedas del mundo, como el euro, la libra esterlina, el yen japonés y de países emergentes, como el peso mexicano.

Una vez que la presidenta del Banco Central de EU ha dejado ver estas perspectivas, que ojalá no estén influenciadas por Donald Trump, los principales bancos centrales han empezado a tomar medidas tendientes a la reducción de sus operaciones de mercado abierto con miras a endurecer su política monetaria y favorecer el crecimiento de sus tasas de referencia para, de alguna manera, impedir movimientos especulativos.

La decisión de la Fed se basa en la recuperación del mercado laboral, que registra una cifra cercana a la tasa natural de desempleo. Hay quienes afirman, sin embargo, que la lectura de esa cifra no ha sido debidamente calibrada y que su mejoría obedece a un crecimiento en la oferta de trabajos de tiempo parcial y temporales, lo que cambiaría la perspectiva al no ser trabajos de tiempo completo ni definitivos, capaces de satisfacer las necesidades de ingreso de los trabajadores. De ser cierto, podría inhibir los planes de la Fed.

Para México, tanto el anuncio de incremento de tasas de interés como la probable aprobación de la reforma fiscal propuesta por Trump, aunado a la posible cancelación del TLCAN y el proceso electoral del año entrante pueden tener severos efectos económicos, como la salida de capitales y la suspensión de nuevos proyectos de inversión.

De ahí la gran responsabilidad de las autoridades para instrumentar medidas de política económica que busquen amainar los pronósticos de tormentas que se aproximan.

¿Te gustó este contenido?