Hacienda rompe amasiato laboratorios-distribuidores

La dependencia pretende cambiar radicalmente el modelo de adquisición de medicamentos separando la compra de la fabricación de la distribución

Carlos Mota / Un montón de plata / Heraldo de México
Carlos Mota / Un montón de plata / Heraldo de México

La Oficialía Mayor de Hacienda de Raquel Buenrostro lanzará una licitación para la distribución de medicamentos separada de la licitación actual para la compra de los mismos y que la semana próxima será resuelta a través de un proceso de subastas invertidas en línea bajo el sistema Compranet. La nueva licitación pretende dividir al país en 5 regiones y generar condiciones para que no existan monopolios nacionales de distribución de medicinas en el sistema de salud pública.

Hacienda pretende cambiar radicalmente el modelo de adquisición de medicamentos, separando tajantemente la compra de la fabricación de la distribución de los mismos, deshaciendo el amasiato que prevaleció en los últimos tres sexenios y aspirando a un ahorro de hasta 30 por ciento en el proceso consolidado.

El nuevo proceso de adquisición ha sido complejo de instrumentar. Primero requirió convencer a los laboratorios, quienes tenían firmados contratos de exclusividad con los distribuidores. Estos últimos cobraban tres tipos de comisiones y obtenían hasta el 30 por ciento del precio final, condicionando pagos y monopolizando el sistema.

Hacienda estima que se gestó un grupo de 10 empresas poderosas que más que distribuidores se convirtieron en intermediarios. Al descubrir eso, la Oficialía Mayor priorizó el mandato del presidente Andrés Manuel López Obrador de eliminar toda intermediación que inflaba los precios.

El camino para el cambio de modelo ha estado lleno de resistencias, incluso de sabotajes que han implicado robo de medicamento en delegaciones del IMSS tan pronto los distribuidores se enteraron del cambio.

En un caso extremo, en un Instituto Nacional de Salud, se negó la atención a un paciente con un infarto cerebral argumentando falta de jeringas, constituyendo un caso de negligencia, porque el insumo sí existía en el anaquel del hospital (la negativa a utilizarlo argumentando desabasto era para presionar al gobierno a no cambiar el modelo de adquisición).

Hacienda no revisará especificaciones técnicas de las compras consolidadas. Sólo acompañará a cada dependencia en el proceso. La idea es coordinar el 20 por ciento o 30 por ciento de las adquisiciones que representan el 80 por ciento de las erogaciones presupuestales, pero no sustituirá a las dependencias, que seguirán ejerciendo el presupuesto.

Asimismo, ayudará a los estados endeudados surtiéndoles medicamento directamente para evitar desabasto y quitando prácticas corruptas en delegaciones estatales.

VIH

En el caso de los antirretrovirales, la Oficialía Mayor coordinó al grupo de especistas que eligieron desechar los tratamientos anteriores, que eran 3, sustituyéndolo por uno de vanguardia, llamado Biktarvy, que vendrá de Irlanda, pasará por la FDA y llegará a México con un ahorro de 57 por ciento respecto de la erogación anterior.

POR CARLOS MOTA

[email protected]

WHATSAPP 56-1164-9060

¿Te gustó este contenido?