GB avanza en la relación bilateral con América Central

Reino Unido firmó un acuerdo con los países de Centroamérica

Guadalupe González
Guadalupe González / Nuevos entornos / Heraldo de México

Muy activa se observa a la diplomacia internacional durante los últimos días en América Central. Pasadas las tomas de posesión de los presidentes y de reuniones de los mecanismos de integración centroamericanos, nuevos asuntos internacionales aparecen en la agenda diplomática regional.

Reino Unido firmó en Nicaragua un Acuerdo de Asociación carácter político y comercial con los países de América Central. Costa Rica, El Salvador, Guatemala, Honduras, Nicaragua y Panamá son la contraparte con la que se amplía la presencia de la relación con miembros del Commonwealth, como Belice.

Con la firma, se garantiza la continuidad de la relación política y del comercio entre los países involucrados con Gran Bretaña, previos a su salida de la UE, prevista para el 31 de octubre de 2019.

Según el gobierno británico, se negociaron preferencias similares a las existentes en los acuerdos entre la UE y la región del istmo centroamericano. Garantías para el comercio libre de tarifas de productos industriales, liberalización del comercio de productos agrícolas y pesca, precios bajos de alimentos y frutas por la parte británica. Entre los beneficios para su contraparte está el acceso a bebidas y automóviles provenientes del mercado británico.

El acuerdo firmado en Managua para el establecimiento de asociación económica y continuidad política es una muestra de los cambios en el tejido interregional.

Representa uno de los eventos diplomáticos, posiblemente el más destacado en el sentido estratégico. Fortalece las relaciones que vinculan a la comunidad del Commonwealth con el istmo centroamericano. Abre nueva dimensión a la asociación económica al Pacífico.

Ya se conocía el interés de los países de esa comunidad, por que hubiera una mayor intensidad y esfuerzo de vinculación de Gran Bretaña con otras regiones que no fuera la europea, con la que ya existen fuertes lazos con América Central.

El nuevo acuerdo se firmó días antes del 40 aniversario de la transformación política que en 1979 implicó no sólo un cambio de gobierno, sino un cambio de régimen en la región de América Central. Y que marcó el inicio de nuevos procesos de negociación para la paz en la región de América Latina y El Caribe.

En el intercambio de visitas de cancilleres y de altos representantes de los países de América del Norte, de EU, México y España el fortalecimiento de los acuerdos interregionales se abren nuevos caminos a la globalidad. Posiblemente los beneficiados, además de los seis países de América Central, serán miembros del Commonwealth. Belice y Canadá en primer lugar, y, por supuesto, Gran Bretaña e Irlanda del Norte.

Por Guadalupe González

*Catedrática universitaria

[email protected] 

@GUADALUPEGONZCH

¿Te gustó este contenido?