Gasolina a la lucha

La dualidad entre realidad y fantasía es, sin duda, la gasolina que permite que la industria de la lucha libre prevalezca en la preferencia de todo tipo de público

Buddy Greco / Estilo Greco / El Heraldo de México

¿Cuál sería el combustible que hace que la maquinaría de la lucha libre accione y sobreviva a modas, generaciones o épocas? La magia que es para el aficionado ver como hombres y mujeres hacen ver tan fácil el volar por los aires, saltar de una tercera cuerda con el riesgo y la adrenalina a flor de piel. La capacidad de llevar a la vida real la aventura de un súper héroe de carne y hueso sobre el ring.

La dualidad entre realidad y fantasía es, sin duda, la gasolina que permite que la industria de la lucha libre prevalezca en la preferencia de todo tipo de público ya que, se convierte en un misterio que a todo mundo causa curiosidad y admiración.

El enigmático medio luchístico, es factor indiscutible de esa gasolina que desafía al gladiador a ser su mejor versión en cada presentación ya que, estará ante el ojo curioso del espectador que siempre pide más pues, muy en el fondo en cada aficionado existe ese anhelo de ser como su luchador favorito.

Y para muestra ahí tenemos figuras que tras haber trascendido de este plano siguen salvando al mundo y traspasando con éxito los tiempos haciendo historia y a su vez siendo punta de lanza abriendo camino a los nuevos exponentes, nombres como El Santo y Blue Demon han sido precursores para figuras que nuevas generaciones ahora conocen y aplauden.

Mi aprecio a todos aquellos atletas de alto rendimiento que ayer y ahora nos regalan con su físico y carisma un nuevo capítulo en cada función de este deporte espectáculo, que nos deja el tanque a full.

 

Por Buddy Greco

@BuddyTelevision

¿Te gustó este contenido?