Éxito Jurásico

Jurassic World: El reino caído rompió la taquilla en Estados Unidos el de semana, hoy desmenuzaremos el filme. El quinto de la saga de Parque Jurásico

Hace ocho días discutíamos si el argumento de los dinosaurios debía seguir vigente en las salas de cine, o si ya era momento de decirle adiós a la saga creada por Steven Spielberg en 1993. Después de ver el filme, puedo decir con conocimiento de causa, que esos dinosaurios ahora sí ya están extintos. La cinta es buena.

Sí lo es. Es muy destacable en la dirección del español J.A. Bayona, sin embargo, el guion es un tanto flojo y repetitivo, que nos regresa a la misma historia de siempre en donde resulta casi una sorpresa el primer encuentro con los dinosaurios y la gran disyuntiva sobre si acabar con ellos o rescatarlos para preservar la especie, a pesar de ser creaciones de laboratorio.

Ahora, creo que lo que sigue llamando mucho la atención de este tipo de películas, es que siempre resulta fascinante ver a estas bestias gigantescas casi como si de verdad existieran, lo cual nos transporta a un mundo tan fantasioso con el que muchos hemos soñado alguna vez, y eso es invaluable.

Producto en gran parte de la tecnología, que hoy nos pone al tú por tú con un dinosaurio, como nos puede dejar varados en el espacio exterior brindándonos la sensación de estar verdaderamente ahí.

Sin querer spoilerear mucho, de cómo terminó la cinta, me da la impresión de que se viene un filme más de esta saga, lo cual ya sería como una mezcla entre Jurassic Park, con Godzilla, pero con King Kong, más El Planeta de los Simios. Y eso sí ya no está padre.

Entiendo que el argumento de Jurassic World: El Reino Caído alcanza a ser verosímil, sobre esta idea de rescatar a los dinosaurios que, en la entrega pasada, quedaron abandonados en una isla amenazada con desaparecer por la explosión de un volcán y que, como en todo, siempre existen todo tipo de intereses en una operación como ésa. Hasta ahí estamos bien.

Pero ya cuando te plantean la posibilidad de que humanos y dinosaurios tengan que convivir los unos con los otros, me suena a una película que ya vi. Para acabar pronto, la cinta protagonizada por Chris Pratt y Bryce Dallas Howard es palomera, en un par de momentos muy emocional y en otros hasta un poquito aburrida.

Ahí la crítica. Y para quienes buscan una opción en la pantalla grande, ahí esta la cinta Sicario 2: Día del Soldado, la cual llega a la cartelera este fin de semana y protagonizada de nueva cuenta por el grandioso Josh Brolin y Benicio del Toro.

El filme cuenta con una temática un tanto más intensa que la primera entrega, pues si en aquélla no hubo contemplaciones, en esta segunda, menos.

La guerra de drogas en la frontera de Estados Unidos y México se ha intensificado por el tráfico de terroristas entre los cárteles y el agente Matt Graver, buscará ayudar, de manera clandestina, al gobierno estadounidense para tratar de acabar con este conflicto. Muy buena peli de principio hasta los últimos 20 minutos en donde de pronto sentí que estaba viendo alguna de las ocho películas de Rápido y Furioso.

¿Te gustó este contenido?