Entre sabandijas te veas

Según Polevnsky, en Morena hay sabandijas amarillas, azules y de otros colores

Luis Soto / Agenda Confidencial / Heraldo de México

Pues ahora resulta que muchos de los integrantes de las tribus, hordas, bandas, pandillas, mafias, que pululaban en el PRD y que convenencieramente se incorporaron a Morena se convirtieron en sabandijas que quieren afectar la buena imagen del partido en el gobierno.

Y lo peor del caso, según Yeidckol Polevnsky, dirigente de Morena es que pretenden adueñarse de esta organización buscando primero posiciones políticas y después el billete. Son muchas las sabandijas que se nos han infiltrado; son muchos los que están echándole el ojo al partido de manera mezquina y perversa, porque están pensando que tiene mucho dinero… muchos se dedican a vender candidaturas, están desatados, alertó.

Lo que olvida la señora, es que, desde el 20 de noviembre del 2012, cuando Morena comenzó su proceso de convertirse en partido político y eligió a Andrés Manuel López Obrador como presidente de su consejo político nacional, hubo un éxodo masivo de sabandijas, principalmente del PRD, a lo que sería el nuevo partido; muchos de ellos agarraron hueso inmediatamente; otros tuvieron que esperar varios años para incrustarse como legisladores o en otros puestos políticos. Y una vez que Morena ganó la presidencia de la República, las sabandijas se reprodujeron. Bueno, también hay que decir que éstas no sólo provienen de lo que quedó del partido del sol azteca sino de otros organismos políticos. En pocas palabras, y de acuerdo con lo que dice Polevnsky, en Morena hay sabandijas amarillas, azules y de otros colores.

Los observadores políticos objetivos e imparciales preguntan: ¿Qué puede hacer la señora presidenta para combatir a las sabandijas? ¿Usar raid mata bichos o machetes? ¿Qué pasaría si extermina a todas las sabandijas? ¡Pues se hunde Morena y se hunde México! Exclaman los susodichos observadores.

 

AGENDA PREVIA: Ulises Ruiz, compañero de fórmula (qué no debe ser una mujer) de José Narro en la disputa por las cenizas del tricolor, descubrió lo que todo México, incluyendo a los priistas resentidos, malosos, traidores… sabían desde hace más de un año: que Enrique Peña Nieto fue el culpable de la madriza que le pusieron al PRI en las elecciones de julio pasado. Sin embargo, Ulises no tuvo el valor de incluir en la lista a Luis Videgaray, Aurelio Nuño, quienes fueron los que realmente se encargaron de enterrar tres metros bajo tierra al partido. Primero le sugirieron a Peña Nieto que mandara al PRI a un simpatizante: Enrique Ochoa; después que eligiera a un candidato a la Presidencia que ni priista era: José Antonio Meade. Según ejecutivos de Walmart –en donde finalmente se conjuró la huelga- este año continuarán implementando proyectos de productividad para generar ahorros y así poder reinvertir en sueldos a sus empleados, entre otros temas estratégicos. Recordaron que desde hace unos años han estado cambiando la forma en la que otorga la compensación variable en las tiendas para alinearla al desempeño. Con estos cambios, este año se pagó un bono a más de 90% de los trabajadores

 

[email protected]

@luissotoagenda

 

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
OpiniónBueno, malo y feo

Bueno, malo y feo