Elton mágico, cómico, musical John

Para los fans de los musicales y más aún de Elton John, se estrena Rocketman, la biopic que le hace justicia a uno de los más grandes de la historia de la música

Linet Puente / Permanencia voluntaria / Heraldo de México
Linet Puente / Permanencia voluntaria / Heraldo de México

Mágico, cómica, musical, pero sobre todo dramática, así es como defino Rocketman, la película biográfica de Sir Elton John, que finalmente llega a la cartelera cinematográfica para alegrar la vida de todo aquel que guste del buen cine, las historias inspiradoras y los personajes únicos e irrepetibles. Sí, ya sé que me estoy leyendo como toda una fanática, pero antes que nada, deben saber que no lo soy. Si bien siempre he admirado la carrera del músico británico y me encanta lo que hace, no me considero una fan de hueso colorado como seguramente otros lo son. Sin embargo, después de conocer un poco más su historia de vida, a través de esta maravillosa biopic dirigida por Dexter Fletcher (Eddie the Eagle), debo reconocer que de pronto me brotó el interés por conocer aún más de este grandioso hombre y su increíble carrera musical.

Me parece importante retomar las palabras del productor del filme, Matthew Vaughn (Kingsman, Eddie the Eagle, Kick Ass) sobre el impecable trabajo del guionista Lee Hall: Lee hizo un trabajo excelente, creando un musical que no era realmente un musical, una biografía que no es una biografía, una fantasía basada en la realidad y una realidad basada en la fantasía. Y tiene toda la boca llena de razón. Todo eso y más es Rocketman. Y es que cuando tienes como sujeto de estudio a una persona como Elton John, sólo creando un híbrido cinematográfico se le puede rendir homenaje a alguien con una personalidad tan excéntrica como la del artista. Cabe la pena mencionar que John, junto con su esposo, el también productor David Furnish, estuvieron a cargo de la producción del filme, y al mismo tiempo, junto con Fletcher, le dieron total libertad al elenco de la película para que desarrollara cada personaje con total libertad.

La cinta nos muestra la vida de Elton, desde que era tan sólo un pequeño niño prodigio de Pinner, Inglaterra, quien llevaba por nombre el de Reginald Dwight, pasando por una compleja dinámica familiar, su descubrimiento musical, el ascenso al éxito, la adicción a las drogas y al alcohol, así como las complejas relaciones interpersonales por las que atravesó, hasta su reivindicación con la vida. Todo eso con la excelsa actuación de Taron Egerton como el gran Elton, el ya nada joven Jamie Bell (Billy Elliot), quien interpreta a su inseparable Bernie Taupin, Richard Madden (Game of Thrones) como su exmánager y pareja durante muchos años y Bryce Dallas Howard, quien hace una interpretación monstruosa de la madre de la estrella.

No quisiera caer en comparaciones, pero sin duda ésta es una mucho mejor biopic que Bohemian Rhapsody, porque justo Rocketman, tiene lo que a la historia de Freddie Mercury le faltó: ver la parte más oscura de la vida del líder de Queen. La realidad es que lo que diga, no le hará justicia a esta película que sin duda se tiene que ver en el cine.

@LINETPUENTE

¿Te gustó este contenido?