El Presidente, más allá de Morena

Qué tanto necesita López Obrador a Morena. ¿Es simple carrocería o es indispensable su apoyo para su legado?

Martha Anaya / Alhajero / Heraldo de México
Martha Anaya / Alhajero / Heraldo de México

¿Por qué no le importa Morena a Andrés Manuel López Obrador? ¿Por qué ha dejado que las guerras intestinas devoren al partido-movimiento que fundó y lo llevó a la Presidencia de la República?

Detengámonos primero en las propias interrogantes: ¿de verdad no le importa Morena a AMLO?

La respuesta es positiva. Es lo que ha dejado ver el propio tabasqueño: lo ha declarado incluso: que podría abandonar Morena y hasta ha pedido que le quiten el nombre para no arrastrarlo por el lodazal en el que —a como se ve— podría terminar chapoteando.

Es también la conclusión a la que han llegado entre sus colaboradores cercanos. Pero no así entre las facciones internas del partido, que insisten en devorarse en su lucha por hacerse del control del instituto. La pregunta inicial deviene entonces en esta otra: ¿por qué ha dejado de importarle Morena a López Obrador?

La razón elemental sería: porque ya logró llegar a la Presidencia. Morena le sirvió de vehículo para ello (y ni a Chevy llegaba). Pero no es tan simple. Le falta dejar su legado y buscar que éste permanezca lo más posible.

¿Entonces? Para ello está trabajando en distintos frentes:

1) Vía cambios en la Constitución. Procurando, por ejemplo, que sus programas sociales (pensiones para adultos mayores, becas para jóvenes, inválidos, etc) queden escritos en la carta magna y sea difícil revertirlos.

2) A través de los mismos programas sociales. Convirtiendo a éstos en la nueva carrocería electoral. Con este andamiaje y su propio arrastre, intentaría afianzar su proyecto en la sucesión. Estará a prueba en 2021.

3) Exhibiendo hasta la saciedad los males —los reales y los no tanto— que dejó el neoliberalismo en nuestro país y estigmatizando corrupción. Grabándola como letra escarlata y, poco a poco, llevando al patíbulo a personajes emblemáticos cuando las circunstancias políticas lo requieran.

4) Dividiendo y desafiando –él directamente— a su principal opositor en las urnas: Acción Nacional. El tema de la salud (el rechazo de buena parte de los panistas al Insabi en las condiciones exigidas por el Presidente: todo o nada), la calidad en la atención, el abasto en medicinas, llevada al terreno de la épica lucha que pervive desde el siglo XIX entre liberales (que anhelan la gratuidad universal en atención y medicinas) y conservadores (que, según AMLO, buscan privatizar los servicios).

Podríamos añadir otras vertientes, como la tomarecuperación, dirían en Palacio Nacional— de los llamados órganos autónomos… Pero paremos aquí y preguntémonos: ¿Necesita el Presidente a Morena para realizar todo esto?

Por ahora, sí, sobre todo en el Congreso. Pero son desechables… El principal motor, lo saben todos, es el propio Andrés Manuel. Con y sin Morena. Ya lo fue y, si los hados lo permiten, lo seguirá siendo para 2024.

 

***

GEMAS: A partir de hoy, El Heraldo Tv llega a la televisión abierta por el Canal 10.

POR MARTHA ANAYA
[email protected]
@MARTHAANAYA


lctl

¿Te gustó este contenido?