El presente complica el futuro

En México sólo 53 por ciento de hogares cuenta con internet y en las zonas rurales este porcentaje es 19 por ciento

Andrés de la Cruz  / Big data / El Heraldo de México
Andrés de la Cruz / Big data / El Heraldo de México

Las telecomunicaciones están inmersas en cambios tecnológicos acelerados, la transformación e innovación generan ciclos muy cortos respecto a cómo concebimos la vida e interactuamos con el mundo. Del teléfono en casa pasamos en pocos años al Internet fijo, al teléfono móvil, al internet móvil, al acceso masivo de información, hasta encontrarnos con la inteligencia artificial y la domótica, que lisa y llanamente es la automatización e interconectividad de nuestra vida diaria.

Nuestro tiempo libre se asocia cada vez menos con la televisión gratuita y de paga, para relacionarnos con los servicios OTT (over-the-top), video, televisión, música, mensajería, y un buen etcétera asociado al internet. De manera certera, la subsecretaria de Comunicaciones y Desarrollo Tecnológico, la ingeniera Salma Jalife Villalón, nos ha recordado que enfrentamos otra revolución industrial, la Cuarta Revolución Industrial para estar acorde con los nuevos tiempos políticos.

La Ing. Jalife nos ubica, el cambio de paradigma involucra a los humanos y las cosas y en poco tiempo combinará tecnologías y redes biológicas; nos señala que en el futuro estaremos conviviendo con humanoides. El IFT prepara terreno para las redes móviles de 5ª generación, que permitirán la conexión simultanea de millones de dispositivos en áreas de alta concentración urbana, y harán posible la transferencia de elevados volúmenes de datos, un ecosistema de todos conectados advierte el IFT. Para lograrlo ha identificado 11,190 MHz, actualmente se tienen concesionados para la prestación de servicios móviles sólo 584 MHz.

El presente complica el futuro. En México sólo 53 por ciento de los hogares cuenta con internet y en las zonas rurales este porcentaje es de 19 por ciento. El mercado mantiene una estructura oligopólica, con una marcada diferencia en el tamaño de los operadores; en el servicio móvil, el operador más grande concentra 70 por ciento de los ingresos el que le sigue capta 20 por ciento. El sector modera su tasa de crecimiento. El Agente Económico Preponderante declara que la regulación asimétrica desincentiva su inversión y su competencia resiente el bajo crecimiento de la economía nacional y el contexto poco propicio de un mercado concentrado; el resultado, bajo dinamismo de las inversiones.

Ambos enfrentan la necesidad de amortizar las inversiones realizadas en la adopción de 4G y las redes de fibra óptica, antes de pensar en 5G. Las definiciones de la actual Administración en materia de política pública, estrategias y líneas de acción llegan a cuenta gotas, y el IFT lanza un SOS para obtener mayor flexibilidad en el mecanismo para asignar espectro, las cuotas anuales que impone la Ley Federal de Derechos restan flexibilidad para que en una licitación el mercado determine el verdadero valor del espectro, lo que limita la capacidad para atraer inversiones y nuevos operadores. Se requiere imaginación y decisión, sin duda.

 

[email protected]

@ACVIELMA

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
OpiniónSacapuntas

Sacapuntas