El INE se dobla ante AMLO y Anaya

Renunció el INE a cerrar de verdad el uso de spots a los dirigentes partidistas y sólo lanzó unos lineamientos sin filo ni ganas de generar equidad en los aspirantes


Le tembló la mano al Instituto Nacional Electoral (INE) ante los lores de los spots, Andrés Manuel López Obrador y Ricardo Anaya, a quienes ya dio vía libre para usar los promocionales destinados a sus respectivos partidos, Morena y el Partido Acción Nacional (PAN) en precampañas, intercampañas y, por supuesto, en campaña.

 

En los Lineamientos que regulan los criterios respecto de la aparición de dirigentes y voceros partidistas en tiempos de Radio y Televisión, publicados ayer en el Diario Oficial de la Federación prácticamente sólo condiciona el uso de spots a dirigentes y voceros partidistas, a que durante el promocional no hagan mención alguna a sus aspiraciones políticas.

 

Lo cual no hace falta, pues las aspiraciones presidenciales de ambos son de sobra conocidas y el zipper del INE, porque ni a candado llega, no evitará que sigan apareciendo en los spots, promoviendo su imagen.

 

USOS Y ABUSOS

 

Y si dudan del abuso que han hecho AMLO y Anaya de los spots, aquí van las cifras, de los impactos que han tenido desde inicios del 2015 hasta abril de este 2017: AMLO, dos millones 192 mil 500; y Anaya, un millón 421 mil 751.

 

Lo que contrasta con otros dirigentes partidistas: el priista Enrique Ochoa registró 364 mil 157; la perredista Alejandra Barrales, 117 mil 15; y Luis Castro, del Panal, 63 mil 385.

 

Y, por supuesto, el INE deja la mesa puesta al aspirante presidencial de oficio y al chico maravilla para que sigan haciendo uso de los spots. El documento publicado dice que en las precampañas no podrán aparecer dirigentes y voceros que aspiren a un cargo de elección popular. Es decir, basta que no lo digan.

 

En la etapa de precampañas, los dirigentes y voceros de los partidos políticos sólo podrán aparecer o participar en la propaganda difundida en radio y televisión con el carácter de precandidatos, siempre que esa calidad sea claramente identificable en la propaganda y se respeten las reglas de equidad interna del partido político en el que participan.

 

Y en campaña ya ni un pero les pone: los dirigentes y voceros de los partidos políticos sólo podrán aparecer o participar en la propaganda difundida en radio y televisión con el carácter de candidatos, siempre que hayan sido registrados ante la autoridad electoral competente y en la propaganda se identifique claramente esa calidad.

 

Con eso, el INE no sólo renunció a frenar a los reyes de los spots, sino que abona a que, al menos en el PAN, donde además de Anaya aspira Margarita Zavala y Rafael Moreno Valle, el piso se mantenga disparejo.

 

***

 

EN EL VISOR: Llegó El Heraldo de México a su número cien. Gracias a la generosidad de don Ángel Mieres, Franco Carreño y Alfredo González Castro. Y, por supuesto, a la entrega y profesionalismo de los reporteros, columnistas, editores, coeditores, correctores y redactores que hacen posible, día con día, que este diario sea, hoy por hoy, la mejor opción para los que buscan un periodismo que piensa joven.

 

Columna anterior: ¿Y aquí quieren cárcel para tuiteros?

¿Te gustó este contenido?