El desafuero de AMLO

Hace 13 años el entonces, jefe de Gobierno aprovechó el tema para catapultar su candidatura a la Presidencia de México

Jesús Martín Mendoza  / Ojos que sí ven  / Heraldo de México

Han pasado 13 años desde aquel episodio mediático, político, electoral conocido como el desafuero de AMLO.

Muchos recordamos cómo aquel proceso legal, cuando López Obrador era jefe de Gobierno del entonces Distrito Federal, lo catapultó a una candidatura presidencial que casi gana en 2006. En ese entonces, el actual Presidente de México consideró como una gran injusticia que se le quitara el fuero para responder, como jefe de Gobierno, por una violación a una suspensión ordenada por un juez, para detener un conjunto de obras urbanas en el predio conocido como El Encino, y que un particular reclamaba de su propiedad.

El hecho fue utilizado por la oposición como una estrategia para evitar que López Obrador, se inscribiera como candidato del PRD a la Presidencia de la República, hecho que le significó un gran desgaste al gobierno de Vicente Fox Quesada y para López Obrador la mediatización necesaria para su proyecto presidencial. A casi tres lustros de aquellos acontecimientos, el mismo Andrés Manuel López Obrador, ya como Presidente de México, desempolva el polémico tema del fuero constitucional.

El Presidente de México envió a la Cámara de Senadores una iniciativa para eliminar el fuero a todos los servidores públicos para que cualquier funcionario pueda declarar ante la justicia por actos constitutivos de algún delito.

En entrevista con El Heraldo Noticias, Samuel García, senador del Movimiento Ciudadano por Nuevo León, aclaró que en otros países del mundo el fuero es una inmunidad parlamentaria, una protección para no ser juzgado por lo que se diga en tribuna. Pero en México el fuero se ha constituido en una especie de blindaje legal para que los funcionarios públicos no puedan ser tocados, inclusive en casos de robo y corrupción.

El senador anunció que la cancelación al fuero como es concebido en México se aprobará a más tardar el 13 de diciembre. Sin embargo, reveló que la iniciativa como la envió el presidente Andrés Manuel López Obrador es una broma de mal gusto.

El senador mostró, con documento en mano, que la iniciativa propone que el Presidente de la República podrá ser juzgado por delitos de corrupción y electorales, pero establece un candado para proceder penalmente contra el Ejecutivo; la Cámara de senadores debe aprobarlo por las dos terceras partes de los legisladores.

La oposición intentará darle la vuelta a esta propuesta que, ante la mayoría de los senadores de Morena, López Obrador jamás podrá ser juzgado. ¿quiere o no quiere el Presidente eliminar el fuero? El balón esta en la cancha de los senadores.

Corazón que sí siente

Me canso ganso dijo un zancudo cuando volar no pudo, una pata se le torció y la otra se le hizo nudo, y luego le dio laftosa y hasta se quedó mudo, y ya mejor ni le sigo porque luego yo sudo. Tin Tan, El niño perdido, de 1947. Como se lo dije, hemos viajado al pasado.

 

Por JESÚS MARTÍN MENDOZA

@JESUSMARTINMX

 

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
OpiniónBueno, malo y feo

Bueno, malo y feo